26 de septiembre de 2012
26.09.2012

El PSPV apela a la presión social para evitar recortes en el tren de Dénia a Benidorm

El secretario socialista de Infraestructuras advierte de que se podrían reducir las frecuencias de paso

26.09.2012 | 02:00

La línea 9 del Tram, que une Dénia con Alicante, sigue en peligro. Así lo cree el PSPV, que ayer reunió en la capital de la Marina Alta a los presidentes de asociaciones de empresarios, comerciantes y educativas para levantar un frente en defensa de la única línea ferroviaria que mantiene la comarca. El secretario de infraestructuras de los socialistas en Alicante, Toño Abad, advirtió de que desconfia del compromiso del vicepresidente del Consell, José Ciscar, de que la línea no se cerraría. Abad dijo, además, que Císcar no avanzó nada sobre si iban a realizar recortes en cuanto a frecuencias de paso del tren o clausura de estaciones. Recordó que en los últimos 20 años se han realizado inversiones mínimas en un tren que "cada año utilizan un millón de usuarios". Avisó de que recortar las frecuencias influiría en que se usara menos y el Consell, "en uno o dos años", podría excusarse en que este tren no tiene rentabilidad social y suprimirlo.
El secretario socialista de Infraestructuras subrayó que ahora mismo esta línea tiene una gran importancia económica y precisó que si se cierra la Marina Alta quedaría aislada.
La convocatoria del PSPV contó con la presencia, entre otros, del secretario comarcal de este partido, Toni Vaquer, el secretario de Dénia, Vicent Grimalt, o el alcalde de Xàbia, el socialista José Chulvi. Asistieron colectivos de gran peso social como el de los constructores dianenses o el círculo comarcal de empresarios.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook