15 de noviembre de 2011
15.11.2011

El vergel de la península

Xàbia, seguida por Dénia, tiene la mayor concentración de biodiversidad de todo el Estado

16.09.2011 | 02:00
Martínez y Soler explican una de las vitrinas de la muestra.

Viven en el Montgó, la Granadella, el Portixol o en los acantilados de la agreste costa sur de Xàbia. Y no son turistas, ni residen en chalés de lujo. De hecho, habitan en el inmenso vergel del que habla el estudio que se presentó ayer en Xàbia; un jardín que no se riega por aspersión, ni tiene piscina, ni se oculta de la calle con muros y celosías. El libro (Patrimoni vegetal a Xàbia) lo ha editado la Fundació Cirne y es el fruto del trabajo de los biólogos Jaume Soler y Lluís Serra. Sus conclusiones constatan que el término municipal xabienc concentra la mayor biodiversidad de flora de todo el Estado español. De hecho, sólo Sierra Nevada (Granada) supera a Xàbia en cuanto a variedad de especies de flora, pero su extensión es mucho mayor: más de 2.000 kilómetros cuadrados, frente a los 89 del término xabienc.
Pero si Xàbia es la segunda zona con más especies tras Sierra Nevada, Dénia sería la tercera. No en vano, ambos municipios comparten el gran tesoro de este edén: el parque natural del Montgó. También a escala internacional, la riqueza de flora de la comarca resulta significativa. La Marina Alta cuenta con 17 endemismos del total de 59 de toda la Comunitat Valenciana. La cifra supera a los 16 de toda Gran Bretaña, por ejemplo. Hay países en Europa, como Suecia o Bélgica, que apenas tienen uno.
El libro recoge 40 fichas que se corresponden con las especies de flora existentes en Xàbia que están protegidas por las diferentes normativas. Entre ellas hay tanto endemismos como las denominadas "plantas raras", "especies que pueden ser abundantes en otros sitios y que en algún momento lo fueron aquí y a ahora han quedado arrinconadas en algunos lugares", según explicó Jaume Soler. En este sentido, resultan incluso "más interesantes de proteger" que los endemismos, dado que "al quedarse aisladas, pueden evolucionar y dar lugar a una especie nueva".
Coincidiendo con la edición del libro, y dado que el principal cometido del trabajo es divulgar todo este patrimonio vegetal, la sede de la Fundació Cirne acoge desde hoy una exposición que también será visitada por los colegios e institutos.
A la presentación del libro acudió también el alcalde, José Chulvi, pues el ayuntamiento también ha colaborado en el proyecto. El primer edil expresó su compromiso de mantener la colaboración con Cirne para "recuperar la memoria histórica" de Xàbia y "proteger y divulgar nuestro patrimonio".
En definitiva, como ayer dijo Jaume Soler, "es muy fácil ser botánico en la Marina Alta". Y un privilegio.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine