16 de febrero de 2020
16.02.2020

Contra la maldición del nuevo entrenador

Planagumà, Vegar, Muñoz y Mir no pudieron conseguir la victoria en su debut en el banquillo del Hércules esta temporada

15.02.2020 | 22:53
Antonio Moreno durante el entrenamiento del miércoles.

Moreno busca romper la inercia y trasladar su buen trabajo en el filial.

Antonio Moreno será el quinto entrenador que dirija esta temporada al menos un partido del Hércules tras los destituidos Lluís Planagumà, Jesús Muñoz y Vicente Mir, a los que se suma José Vegar, segundo técnico que estuvo al frente del Hércules ante el Orihuela en la primera vuelta. El técnico pacense se ha hecho cargo de forma interina del banquillo mientras el club sondea a un nuevo preparador, aunque desde el club tampoco se descarta la posibilidad de que pueda continuar hasta el final si se consigue la victoria esta tarde ante el Llagostera.

El entrenador blanquiazul está obligado a comenzar mejor que sus antecesores en el cargo, ya que ninguno de ellos consiguió la victoria en su primer partido. Planagumà, que comenzó la temporada con muchas dudas, arrancó con mal pie. Empató en el campo de El Prat en un partido que el Hércules comenzó por delante. Las dudas siguieron tras la derrota en casa ante el Villarreal B (1-2).

Finalmente la paciencia se agotó tras cosechar la cuarta derrota consecutiva ante el Atlético Levante, lo que propició la primera crisis de la entidad. Tras la destitución de Planagumà, José Vegar fue el encargado de sentarse en el banquillo para el encuentro de la quinta jornada ante el Orihuela mientras el club buscaba un recambio. El tiempo de transición no pudo ser peor y el Hércules sufrió una dura derrota ante el conjunto de Chechu Flores por 1-3 que hizo tambalear los cimientos del Rico Pérez. Jesús Muñoz llegó en las horas posteriores al desastre. Debutó con una nueva derrota precisamente ante el Llagostera (2-1), el rival de esta tarde, aunque con un juego mejor que lo visto hasta el momento. Una semana después el Hércules goleó al Barcelona B en el Rico Pérez, perdió en Andorra y volvió a golear en casa ante el Ebro (3-0). Y tras ganar en Cornellà (0-1) el equipo cayó en barrena acabando con la credibilidad de Muñoz en la jornada 16 tras perder ante el Espanyol B (3-2).

Juan Carlos Ramírez sentó a Vicente Mir para tratar de reconducir la situación y lo que hizo fue empeorarla tras sumar 8 puntos de 24 y poner al Hércules a cinco puntos de los puestos de permanencia. Su debut fue ante el Badalona y el equipo cayó por 1-2. Quique Hernández tuvo claro que las posibilidades de creer en la salvación pasaban por cambiar de entrenador al tener Mir a todo el entorno en contra y generar una tensión difícil de llevar.

Alsina, técnico del Llagostera: «El Hércules es un club de Primera»

«El Hércules es un club de Primera, uno de los mejores equipos  de la categoría pese a su clasificación. Tiene grandes individualidades como Benja y muchos futbolistas que han competido en Segunda e incluso en  Primera». Palabras de Oriol Alsina, entrenador del Llagostera. «El cambio de entrenador supone una desventaja importante para nosotros porque no sabemos cómo jugarán ni con qué jugadores y eso nos han impedido estudiar al rival como queríamos», señala el entrenador del conjunto catalán. «Los alicantinos tienen jugadores muy contrastados como  Ismael Falcón, Bruno Perone, Carlos De Lerma y Jona», agrega. El Llagostera se encuentra en una situación muy delicada con siete partidos sin conocer la victoria.
Compartir en Twitter
Compartir en Facebook