26 de mayo de 2019
26.05.2019

Despedida a lo grande en el Rico Pérez

Unos 200 aficionados desafían a la lluvia y jalean a los jugadores y técnicos del Hércules antes de volar a Barakaldo

25.05.2019 | 23:36
El goleador del Hércules Carlos Martínez recibe el aliento de los aficionados que acudieron ayer al Rico Pérez para despedir a la plantilla antes de volar a Barakaldo.

Energía en vena para los jugadores del Hércules antes de abrir hoy (18.00) la promoción en Barakaldo. Unos 200 aficionados despidieron ayer a la plantilla y al cuerpo técnico en el Rico Pérez en ambiente festivo, con cánticos y arengas de cara al duelo en el histórico campo de Lasesarre. Los seguidores desafiaron a la lluvia y a la mañana desapacible para dar su calor a los jugadores, que entrenaron a puerta cerrada como le gusta al técnico Lluís Planagumà antes de cada partido. Y ahora con más motivo ya que cualquier detalle puede decidir la eliminatoria y las acciones a balón parado tienen especial importancia.

Los jugadores ya sabían que las peñas habían organizado una despedida antes de subirse al autobús que les llevaría al aeropuerto, aunque muchos de ellos realmente se sorprendieron por los más de dos centenares reunidos y, sobre todo, por los cánticos y efusividad que mostraban. Uno de los más ovaciones fue el capitán Chechu Flores, que se marchó del estadio en su propio coche ya que sigue en pleno proceso de recuperación de una lesión muscular y hoy no está disponible.

El portero Falcón también fue jaleado, así como los delanteros Benja y Carlos Martínez, y el mediocentro Fran Miranda.

La expedición del Hércules, con el director deportivo Javier Portillo a la cabeza, viajó ayer en avión a Bilbao pero al término del encuentro volverá a Alicante en autobús para no hacer dos noches de hotel. Planagumà prefería que los jugadores llegaran descansados al partido y el largo desplazamiento por carretera lo harán de noche en su autocar personalizado, con muchas comodidades.

Ambiente en Lasesarre


El Hércules no estará solo hoy en el histórico campo de Lasesarre, ya que 150 aficionados blanquiazules adquirieron su localidad en Alicante y otro medio centenar podría hacerlo hoy en las taquillas, ya que el estadio, con capacidad para 8.000 espectadores, no se va a llenar. El Grupo Inmobiliario TM, principal patrocinador del Hércules, pagó los gastos de los dos primeros autobuses, que se completaron en pocas horas ya que varios aficionados incluso hicieron noche en el Rico Pérez para no quedarse sin su entrada. «Para nosotros estar acompañados en Barakaldo es fundamental, seguro que se hacen notar como ha pasado en toda la temporada, nunca nos dejaron solos», recuerda el técnico Planagumà.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook