03 de abril de 2017
03.04.2017

Echávarri aún espera una contraoferta de Hacienda

"No sé hasta qué punto una funcionaria puede negarse a un cobro seguro por muchos antecedentes de impagos que haya del club", insiste

03.04.2017 | 12:55
Echávarri y Ramírez, en el palco del Rico Pérez

Gabriel Echávarri, alcalde de Alicante, ha cuestionado la posición de la Agencia Tributaria respecto a la oferta de pago de la deuda que le ha planteado el Hércules y se mantenga firme en la obligación de que el club pague o avale 4,4 millones de euros antes del 5 de abril. Hacienda realizó un requerimiento de pago al Hércules por valor de 4,4 millones de euros que vence este martes, tras no haber abonado los últimos plazos del acuerdo singular que ambas partes tenían suscritos desde 2013.

El Hércules, que viene negociando con la Agencia Tributaria un cambio en las condiciones de pago desde su descenso a Segunda B en el verano de 2014, hizo una última oferta la semana pasada que también fue rechazada por la institución. "Le pido a Hacienda que negocie, como ya lo hice la semana pasada. La oferta del Hércules me parece razonable, con suficientes garantías para asegurar el pago", ha comentado este lunes Echávarri. "Me pregunto hasta qué medida puede rechazar Hacienda una medida de pago y avales y garantías suficientes para cobrar", ha planteado el primer edil de Alicante. "No sé hasta que punto una funcionaria puede negarse a un cobro seguro por parte de Hacienda por muchos antecedentes de impagos que haya del club, que lo hay. Creo que deben sentarse a negociar y hacer una contraoferta", ha insistido Echávarri.

La oferta planteada por el Hércules a la que se refiere Echávarri supone un pago de 560.000 euros (cantidad que ha dejado de abonar el club respecto al convenio singular actual) y un calendario de pago a cinco años. De esos cinco años, el Hércules abonaría la totalidad de la deuda en caso de ascenso a Segunda División pero garantiza el pago de un cinco por ciento de la deuda durante un máximo de cuatro años si el equipo permanece en Segunda B, según explicó el presidente Carlos Parodi.

"Si Hacienda no quiere negociar, el Hércules tendrá que avalar y pido a los responsables que avalen porque si no el club desaparece y estamos aquí por su culpa", ha manifestado Echávarri. El alcalde ha apuntado que, en el caso de que el Hércules no pague o avale, "el miércoles entraría en liquidación porque, si no, habría responsabilidad personal de los administradores". Echávarri ha concluido apuntado que, al ser el Hércules una Sociedad Anónima Deportiva, el Ayuntamiento no puede "más que pedir a Hacienda que se siente a negociar, que ni siquiera quiere hacerlo".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook