03 de enero de 2020
03.01.2020
Información
El cinéfilo

"Richard Jewell", víctima de la mentira

02.01.2020 | 18:47
"Richard Jewell", víctima de la mentira

Sigue en plena forma y aunque sus últimas películas como director no alcancen la extraordinaria calidad de su mejor cine,el de títulos como Mystic River, Million Dolar baby, Sin perdón y El intercambio, tienen una dignidad considerable y reiteran la consistencia y el vigor de su trabajo. Ahora, a punto de cumplir 90 años, Clint Eastwood ofrece otro título a tener en cuenta, Richard Jewell.

La nueva película se basa en hechos reales. Cuenta lo que ocurre cuando una noticia falsa publicada en los medios oculta la verdad. «Hay una bomba en Centennial Park. Tienen treinta minutos». Richard Jewell es el guardia de seguridad que informa de haber encontrado el dispositivo del atentado terrorista que tuvo lugar en los Juegos de Atlanta de 1996; su informe lo convierte en un héroe ya que su reacción rápida permite salvar muchísimas vidas. Pero en cuestión de días, el aspirante a policía se convierte en el sospechoso número uno del FBI.

Vilipendiado por la prensa y la gente por igual, su vida queda destrozada. Jewell contacta con el abogado independiente y anti-establishment Watson Bryant y le confiesa que es absolutamente inocente. Pero Bryant descubre lo difícil que es luchar contra el poder del FBI, del GBI (Georgia Bureau of Investigation) y del APD (Atlanta Police Department) para limpiar el nombre de su cliente. Además, debe evitar que Richard confíe en las personas que intentan destruirlo.

La película está protagonizada por los ganadores del Oscar Sam Rockwell, en el papel de Watson Bryant y Kathy Bates encarnando a Bobi, la madre de Richard; Jon Hamm como el inspector jefe del FBI; Olivia Wilde como Kathy Scruggs, la reportera del Atlanta Journal-Constitution y Paul Walter Hauser, que encarna a Richard Jewell. Eastwood dirige la película a partir de un guión del nominado al Oscar Billy Ray, basado en el artículo de Vanity Fair American Nightmare: The Ballad of Richard Jewell escrito por Marie Brenner.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook