06 de marzo de 2018
06.03.2018

La culebra de escalera, la serpiente que controla a los ratones

La culebra de escalera es una de las cuatro serpientes que habita la provincia de Alicante, conquistando lugares secos y cálidos y su alimento principal son los ratones, lagartijas y lagartos

06.03.2018 | 18:00
La culebra de escalera, la serpiente que controla a los ratones

En la provincia de Alicante cohabitan cuatro especies de serpientes, la culebra de herradura, la culebra de escalera, la culebra bastarda y la víbora hocicuda, todas ellas protegidas por la legislación actual. En este artículo concretamente hablaremos de la culebra de escalera, la cual puede llegar a medir metro y medio de largo, siempre que conserve la cola.

La culebra de escalera (Rhinechis scalaris), típicamente mediterránea, se trata de una de las culebras más ampliamente distribuidas y abundantes en la Comunidad Valenciana, y parece no presentar problemas de conservación. Este reptil selecciona activamente enclaves secos y cálidos adecuados a su termofilia, aunque también puede alcanzar zonas de elevada altitud.

Uno de los enclaves de la provincia de Alicante donde podemos encontrar a este reptil es las Peñas del Sol, situado en el término municipal de Villena, concretamente en la Sierra de Salinas, siendo un Espacio Natural totalmente montañoso y forestal, con barrancos profundos, espectaculares cortados y crestas calizas con alturas superiores a los 1.000 metros.

Peñas del Sol, en Villena, es uno de los enclaves en los que se acentúa la presencia de la culebra de escalera / Fundación Aquae

Un hecho reseñable para esta culebra se marca en el año 2005, cuando, desde la Península Ibérica navegó hasta Formentera escondida en el tronco de un olivo de jardinería y se adaptó a vivir a pleno sol para cazar lagartijas de las que no solía alimentarse, según el profesor Pleguezuelos.

¿Cómo identificar a la culebra de escalera?

La culebra de escalera se denomina así debido a que los ejemplares inmaduros son de color blanco y negro y en la espina dorsal presentan un diseño de color blanco y negro que, literalmente, parece una escalera. Cuando es adulta ese diseño se convierte en dos líneas paralelas de color negro con el fondo del cuerpo de color marrón. Esta serpiente en concreto es muy buena trepadora, de hecho podemos encontrarla en numerosas ocasiones subida a los árboles.

La espina dorsal presenta un diseño de color blanco y negro que parece una escalera / Fundación Aquae

Se trata de una serpiente aglifa, con lo cual es inofensiva para el ser humano y muy beneficiosa para el medio ambiente, sin embargo suele ser agresiva si se le molesta, pudiendo elevar la zona anterior de su cuerpo desplazándola del suelo. Cabe destacar que la culebra escalera no es una serpiente venenosa y huye ante la presencia humana de inmediato. Su alimento principal son ratones, lagartijas y lagartos, así como pequeñas aves, y caza mordiendo con los dientes de su boca o estrangulando con su robusto cuerpo a sus presas.

¿Dónde vive la culebra escalera?

Esta serpiente vive en ambientes soleados y su hábitat se compone de tomillares, áreas de matorral, pinares, bosques mixtos, bordes de marjal y cultivos. En la mitad sur peninsular tiende a ocupar medios naturales con formaciones boscosas aclaradas, dehesas, ecotonos y sobre todo la galería de ríos. Es frecuente en medios cerealistas, siempre que existan setos o matorral próximo. En la mitad norte peninsular prefiere medios menos arbolados y laderas orientadas al sur, con vegetación escasa o cultivos. En general, en zonas con poblaciones densas de micromamíferos.

La culebra escalera no es una serpiente venenosa y huye ante la presencia humana de inmediato

En el vídeo, ofrecido por la Fundación Aquae y realizado por la bióloga Mónica Fernández Aceytuno, podemos conocer algunas curiosidades más de la culebra escalera.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook