11 de junio de 2020
11.06.2020
Información
Temes des d'Elx

El virus del desinterés afecta al Palmeral d'Elx

11.06.2020 | 13:50
Poda de palmeras en Elche

Nuestro Palmeral, que es Patrimonio de la Humanidad desde el año 2000, no es motivo de excesivo interés en Valencia. Nunca lo ha sido. Con todos los gobiernos autonómicos siempre recibió buenas palabras, promesas y propuestas de mejora, pero pocas concreciones y escasísima ayuda presupuestaria para mantener y mejorar un bien tan importante y delicado como es el Palmeral de Elx.

En 1986 se aprobó la vigente Ley del Palmeral, que significó un avance pero también es cierto que, al mantener la principal estructura de gestión en manos de un órgano como la Junta Rectora controlada directamente por Valencia, y presidida por el Conseller de turno y con escasas reuniones (a veces han pasado años sin ellas) la convirtieron en algo inoperante y alejada de la realidad cotidiana, sin que ningún gobierno autonómico accediera a mejorar la situación.

Ni siquiera cuando la UNESCO lo declaró Patrimonio de la Humanidad se adoptó la Ley a la nueva realidad, que obliga a ser mucho más proteccionista. Tampoco, por cierto, el Ayuntamiento de Elx modificó su PGOU para proteger más los huertos y los elementos ligados al palmeral. Y así seguimos 20 años después.

En 2017 el nuevo Consell anunció su intención de modificar la Ley y presentó un borrador de la nueva. Aunque el texto inicial mejoraba muchos aspectos, había otros manifiestamente mejorables. Las correcciones que hubo que hacer, cierto desinterés y la disolución anticipada de las Cortes Valencianas impidieron su aprobación. A pesar de ello, se nos aseguró que era voluntad del nuevo Govern del Botànic que dicha Ley fuera aprobada cuánto antes. Incluso se declaró que sería la primera Ley que se aprobaría en 2020.

Es cierto que, con el coronavirus, todo quedó paralizado, aunque llama la atención que hace unos días se aprobara en las Cortes Valencianas la Ley del Juego. Esta es una norma que se presentó en 2017 y que el adelanto electoral también dejó pendiente. Ha sido llamativo que ésta ya esté aprobada y de la del Palmeral sólo sigamos teniendo promesas.

Y, de paso, a ver si ya podemos tener un Plan Especial de Protección del Palmeral, que es un documento básico y de gran importancia para éste. Recordemos que el PGOU de 1998 decía que en el plazo de un año debería aprobarse tal documento. Y 22 años después sigue sin estar. Un retraso de nota. Otra promesa incumplida fue la que nos hicieron hace dos años de que, en 2019, invertirían 1.000.000 de euros en el Hort del Gat para su rehabilitación. Pasó el año y pasarán no sé cuántos y de lo que se dijo "res de res".

También estos días ha sido noticia la enésima prórroga que se da al asunto del Instituto Tecnológico de la Palmera. Algo que se vendió como un hito en la recuperación y rejuvenecimiento del palmeral. Se adjudicó a una empresa privada en 2017 y el pliego decía que tendría que ponerse en marcha en seis meses. Tres años después aún no ha empezado ni hay garantía de cuándo lo hará. Recientemente ha pagado los atrasos del canon que tampoco había pagado. Y eso que, ante los reiterados incumplimientos el Ayuntamiento, en marzo de 2019, declaraba que le "exigiría abrir de inmediato". Ni así. Todo lo relacionado con este tema es algo poco frecuente en una adjudicación pública, con tantos incumplimientos y retrasos y sin sanción alguna.

Ahora que se retoma la actividad en todos los ámbitos debería el Ayuntamiento exigir al Consell que la nueva Ley del Palmeral sea tramitada de una vez. Y ser más exigente con todo aquello relacionado, a nivel local, con el palmeral. Los huertos, ahora que salen también de su cuarentena particular, evidencian las necesidades que reclamaban desde años atrás. Hay que reforzar la plantilla municipal, dedicar más recursos humanos y materiales y aprovechar todas las posibilidades que, desde otras instancias, puedan ser útiles y, entre ellas, las ayudas procedentes de los fondos EDUSI pueden ser determinantes.

En ése sentido recientemente VOLEM PALMERAR se ha dirigido al Ayuntamiento presentado una propuesta, denominada XARXAVERDAiBLAVA que pretende mejorar los huertos urbanos, recuperando usos tradicionales y creando corredores verdes entre ellos por una parte y, por otra, mejorando y recuperando la red tradicional de acequias de riego así como el propio Vinalopó y su integración urbana. Son propuestas de un colectivo conservacionista que quiere contribuir a la mejora del palmeral. Y el Ayuntamiento debería potenciar la participación de la sociedad civil ilicitana en este tema. Todos saldríamos ganando y, especialmente, el palmeral de Elx que parece que, hasta ahora, sufre de un virus que le mantiene excesivamente paralizado en sus proyectos de mejora.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Calendario laboral y escolar 2020/2021

Calendario laboral 2020 en la Comunidad Valenciana

Calendario Laboral 2020 de Alicante

Aquí tienes a tu disposición todos los días festivos en Alicante, así como el calendario escolar 2020/2021.