22 de septiembre de 2019
22.09.2019

«Debemos achuchar más y ser valientes»

Pacheta mantiene que el Elche está equilibrando su fútbol como local y a domicilio, aunque recalca que deben mejorar en el medio y en fase defensiva

21.09.2019 | 23:41
El técnico del Elche José Rojo, Pacheta, en la sala de prensa del estadio Martínez Valero.

El Elche afronta la séptima jornada de Liga en un campo poco propicio como Los Pajaritos -una sola victoria en 15 visitas- con dos debates abiertos tras su irregular inicio de competición: el equipo sólo ha ganado a domicilio -Oviedo y Alcorcón- tras dos empates y una derrota en casa -Tenerife, Lugo y Fuenlabrada- y la polémica del VAR vuelve a encrespar al entrenador José Rojo, Pacheta, que vio un penalti «escandaloso» no señalado el pasado jueves ante el conjunto isleño, frente al «penaltito» en contra de Zaragoza que supuso la única derrota fuera de casa (1-0).

A los dos asuntos se refirió ayer Pacheta antes de subir al autobús rumbo a Soria para afirmar, rotundo, que el Elche juega mejor en el Martínez Valero que lejos de su estadio -pese a que los resultados digan lo contrario: seis puntos fuera y dos en casa- y reclamar unidad de criterio en el videoarbitraje a la hora de señalar penaltis por manos en el área.

«Creo que estamos siendo mejores en casa. En el año y pico en Segunda, creo que el de Oviedo [0-2] fue el partido más completo», explicó el preparador burgalés. «En casa creo que merecimos más; por situaciones de gol y sensación de acabar partidos. Por esas acciones que no nos han sonreído. El equipo hace grandes esfuerzos y momentos de buen fútbol, pero hay situaciones que pagamos caro», añadió el técnico franjiverde, convencido de que el Elche se hizo acreedor a la victoria ante el Lugo (1-1) y también en los últimos minutos ante el Tenerife (1-1).

«Hacemos el doble que el rival, pero cuando te coge, suele ser lapidario», agregó el entrenador, cuyo equipo se adelantó pronto en el marcador en ambos citados, pero el rival reaccionó después para lograr el empate. «Creo que nos estamos acercando mucho a cómo jugamos en casa y fuera. Con contundencia y con cosas muy buenas. En Zaragoza hicimos un partido fantástico en defensa, pero no en ataque. Debemos mejorar los detalles».

En esta línea de autoexigencia, Pacheta aseguró que el Elche aún tiene que evolucionar y progresar como equipo. «Sabemos que debemos exigir más. Debemos ajustar en la sala de máquinas y la línea defensiva para achuchar más y ser más valientes». En la zona de creación, en la que es baja el congoleño Mfulu, vuelve Manuel Sánchez y apunta a titular esta tarde en Los Pajaritos.

En cuanto a la controversia por la aplicación del VAR, el técnico confió en que el equipo no eche en falta los puntos que podría haber amarrado ante el Lugo y el Tenerife por las manos no señaladas. «Creo que a veces no tenemos las normas claras. Si nos cuentan que las manos son penalti si no están en posición natural, no sé por qué tanto lio. No, es interpretación», subrayó. «Tenemos que estar más ajustados todos. Intento reclamar cosas obvias. Que no den mucho margen a la polémica. Las manos contra Lugo y Tenerife son claras y deben pitarse. El VAR debe ir más rápido, no podemos estar cuatro minutos», prosiguió el entrenador, que no se mordió la lengua, como suele hacer en las salas de prensa. «Igual que reclamo lo de los horarios. Si quiero cargar contra alguien, lo hago con nombres y apellidos. Trabajo toda la semana para ganar y hay situaciones que me tiran al traste toda la semana. Pido rigor para que todos crezcamos».

Sobre el rival de esta tarde (18.00), un Numancia al que considera como su segunda casa, Pacheta destacó el enorme mérito que tiene de mantenerse durante 25 años en el fútbol profesional. «Una ciudad de 40.000 habitantes y una provincia de 80.000 en la que hay que hacer una reivindicación por la España vaciada. Pierde 1.000 habitantes cada año», destacó. Este Numancia está creciendo mucho. Con jugadores pequeñitos y jugando muy bien. Es alegre en ataque; me gusta. Atrás tiene gente que juega muy bien, contundentes. Y arriba tiene mucha pegada y buenos extremos, que aportan frescura».

Por su parte, el técnico del Numancia, Luis Carrión, apeló a la ambición de los suyos para dar continuidad ante el Elche a la racha de cuatro partidos consecutivos sin perder. «Somos ambiciosos. En eso tenemos que ser más fuertes que ellos, analizar cómo hacerle daño al rival y luego estar acertados, que es lo que hace decantarse un partido para un lado o para otro. Hay que tener respeto al Elche, pero sabiendo que se les puede ganar».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook