08 de abril de 2019
08.04.2019

Carrascosa y el enredo de la venta del Elche a una firma de criptomonedas

La empresa holandesa Libereum acusa a la abogada valenciana, que estuvo nueve años presa en EEUU por secuestrar a su hija, de retener 700.000 euros para la compra del club ilicitano

08.04.2019 | 00:02

Sepulcre devolvió el anticipo que aportaron los holandeses.

El enredo de la firma de criptomonedas Libereum ha salpicado al Elche y al intento de venta de la mayoría accionarial del club ilicitano por parte del expresidente José Sepulcre. Al parecer, las negociaciones se rompieron porque la abogada valenciana María José Carrascosa, que trabajaba para la mercantil holandesa se quedó, presuntamente, con 700.000 euros que impidieron que el acuerdo fuese hacia adelante.

El 21 de septiembre de 2018 se firmó en Valencia un documento para vender la entidad franjiverde a Libereum, que tiene como modelo de negocio la compra de clubes para introducir su propia criptomoneda, según «El Confidencial», que se remite en su información a una copia de dos de las nueve páginas del contrato firmado en la notaria de Luis Calabuig de Leyva con sede en la ciudad del Turia. En una figura como objeto de venta el 63,96% de las acciones del Elche y en la otra incluye la firma de Sepulcre, de Cem Kumlar, CEO de Libereum, y de María José Carrascosa, que se dio a conocer por estar casi nueve años en prisión en Estados Unidos por secuestrar a su hija y sacarla de ese país después de una denuncia de su exmarido. Un tribunal español le otorgó a ella la custodia de su hija Victoria, pero otro estadounidense se la dio al padre.

La empresa de criptomonedas Libereum acusa a Carrascosa de retener una cantidad que oscila entre 700.000 y 800.000 euros y eso fue una de las razones por las que el intento de compra del club ilicitano falló.

«Bulo» y desmentido


Las negociaciones con Libereum vienen de lejos y la firma holandesa ya dejó entrever a finales del mes de agosto de 2018, a través de su página web y de su cuenta de Twitter, la posibilidad de entrar en la entidad franjiverde. INFORMACIÓN se hizo eco de esas publicaciones el 29 de agosto y, sin embargo, al día siguiente el presidente del club ilicitano, Diego García, dijo que era un bulo y manifestó que «parece que hay una página web sobre una moneda virtual que afirma que quiere comprar el Elche y quiero desmentirlo. Esa información que ha salido en redes sociales es absolutamente incorrecta», señaló.

Posteriormente, a finales de diciembre, la mercantil de criptomonedas anunció que había comprado el club ilicitano por 20 millones de euros y, rápidamente, desde la entidad franjiverde se envió un comunicado en el que señalaban que «el Elche Club de Fútbol, a colación de ciertas informaciones aparecidas, quiere negar rotundamente la venta del club a ninguna sociedad dedicada a la criptomoneda ni a ninguna otra actividad. De esta manera, el club quiere zanjar los rumores acaecidos por las distintas informaciones aparecidas que puedan inquietar y llevar a confusión a la afición franjiverde».

Sepulcre sí lo admite

Sin embargo, el pasado 7 de febrero, en declaraciones a Alicante Plaza, José Sepulcre, no negó que hubiese llegado a un acuerdo con Libereum, pero matizó que la empresa de criptomonedas «no tiene ningún derecho sobre el Elche. Como muchos otros se comprometieron a pagar una cantidad, cosa que no hicieron». El actual máximo accionista admitió que habían recibido una señal tras el acuerdo de venta, pero que, tras no cumplir «le fue devuelta»

Ahora, tras las últimas revelaciones en torno a Carrascosa, queda claro que las negociaciones con Libereum existieron y que la firma de criptomonedas estaba dispuesta a pagar 20 millones y que valoraba el club ilicitano, contando el estadio Martínez Valero (tasado en unos 50 millones), en unos 80 millones de euros.

En la fase de preventa del proyecto de la mercantil holandesa quienes creían en esa iniciativa de criptomonedas ingresaban su dinero «normal» en una cuenta británica gestionada por la abogada valenciana para cambiarlo por la criptomoneda Liber.

La letrada es presidenta y directora de la firma Creative Legalities & Management Corp, una sociedad registrada desde el 10 de septiembre de 2002 en Panamá y tenía por objetivo facilitar gestiones como el aplazamiento o prórroga de impuestos mediante el establecimientos de compañías «offshore», por lo que se podría tratar de un instrumento fiscal para intentar evadir impuestos a través de paraísos fiscales.

El exatlético «Kiki» Musampa


Libereum asegura que la imposibilidad de acceder a los fondos retenidos por María José Carrascosa es una de las razones principales por las que el intento de compra del Elche falló en diciembre. Incluso, Cem Kumlar, CEO  de Libereum, asegura que las negociaciones con la entidad franjiverde continúan. La mercantil holandesa también llegó a un acuerdo con el exjugador del Málaga y del Atlético de Madrid «Kiki» Musampa, que estaba colaborando como asesor deportivo. Musampa lo confirmó al diario holandés «AD»,pero también afirmó que  aún tiene que realizar el análisis técnico de la compañía y que no ha recibido pago alguno y que si finalmente no compran ningún club tendrá que buscarse otro trabajo. 


Anguix implica en el «pagaré trucho» a Luis Sans, el supuesto estafador del caso Idental, que está en la cárcel

El expresidente del Elche Juan Anguix continúa su calvario judicial como acusado de un presunto delito de falsedad de documento público en el asunto del conocido como «pagaré trucho», en relación al pagaré de cinco millones de euros que LaLiga y su presidente, Javier Tebas, rechazaron para pagar las deudas con la Agencia Tributaria y que no impidió el descenso administrativo de Primera División en el verano de 2015. Según ha publicado Diario Franjiverde, el empresario valenciano ha implicado en su última visita a los juzgados a Luis Sans Garrido, conocido como el supuesto estafador del caso Idental y que, actualmente, se encuentra en prisión. De esta forma, Luis Sans tendrá que declarar en calidad de investigado y lo hará por videoconferencia desde la cárcel. Anguix está intentando eximirse de culpa, pero lo tiene difícil. 
Compartir en Twitter
Compartir en Facebook