15 de noviembre de 2018
15.11.2018

Un uña del pie le obliga a guardar reposo y no entrenar con el grupo

14.11.2018 | 22:10

Iván Sánchez sólo realizó ayer una parte del entrenamiento con el resto de sus compañero porque el cuerpo médico ha decidido que guarde unos días de reposo debido a que le han quitado la uña del dedo gordo del pie derecho. «Me la tuvieron que quitar después del partido frente a Las Palmas por un pisotón. Estoy con reposo, pero podré jugar sin ningún problema en Alcorcón», explicó ayer el futbolista jienense.

Por su parte, Borja Martínez, quien sigue recuperándose de su pinzamiento en el menisco, continúa con su plan de rehabilitación y trabajó en el gimnasio.

Gonzalo Verdú, que se perderá el encuentro del domingo por acumulación de cinco cartulinas amarillas, tampoco completó ayer toda la sesión porque el cuerpo técnico y el cuerpo médico ha decidido rebajarle la carga de trabajo aprovechando que esta semana no puede jugar.

El central cartagenero ha jugado, prácticamente, todos los minutos de la Liga y el descanso obligado le puede venir bien. Ese plan de reducir la carga ya fue llevado a cabo por el colombiano Neyder Lozano y por Manuel Sánchez cuando, también estuvieron sancionados hace pocas semanas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook