12 de diciembre de 2017
12.12.2017

Las malas sensaciones y los peores resultados se dan la mano

El Elche debe vencer al Olot (17 horas) el domingo para evitar firmar la peor primera vuelta de la historia del club en Segunda B -Suma seis partidos sin ganar en la Liga, su racha más negativa en las ocho campañas que ha militado en la categoría de bronce

12.12.2017 | 12:46
Un momento del partido Hércules-Elche del pasado domingo

El Elche necesita ganar el domingo al Olot para evitar irse de vacaciones con la peor primera vuelta de la Liga en las ocho temporadas que el equipo ha militado en Segunda División B. A falta de un partido iguala los guarismos de la 91-92, en la que tras empatar en la jornada 19 con el Torrevieja sumó 29 puntos (22 del anterior sistema de puntuación), por los 28 actuales. En aquella ocasión, el Elche ganó siete partidos, empató ocho y perdió cuatro. Marcó 35 goles y le hicieron 19. En la actual, a falta de jugar con el Olot para cerrar la primera parte de la competición, el Elche ha ganado siete partidos, empatado siete y perdido cuatro, tras marcar 26 goles y recibir 17.

Se da la casualidad de que aquel Elche, el de la 91-92, como el actual, también empezó como un tiro la competición y cosechó estos resultados en las primeras cuatro jornadas: 0-4 en Alzira, 6-0 al Oliva, un empate a dos con Villarreal y un contundente 4-1 al Hércules. Con Vicente Mir, se comenzó empatando en Sabadell a cero, para, posteriormente, golear al Badalona (5-1), Deportivo Aragón (0-4) y Peralada (4-1). Lo que parecía un paseo se fue torciendo hasta llegar a Navidad en crisis y con cambio de entrenador. Desde el consejo se alegó que la destitución del preparador valenciano era por "sensaciones", a pesar de que el Elche era segundo en la tabla, con tres puntos de ventaja sobre el quinto. Pero ahora, las malas vibraciones han dado paso a los malos resultados. Desde el 1 de noviembre el Elche no sabe lo que es ganar un partido. Tras el reparto de puntos en el derbi, el conjunto ilicitano suma seis partidos sin conocer la victoria. Tras el 0-0 con el Villarreal B, sufrió dos derrotas consecutivas, contra Formentera (0-1) y Mallorca (2-0), y sumó tres puntos ante Valencia Mestalla (2-2), Lleida (1-1) y Hércules (0-0), ya con Josico en el banco.
Los franjiverdes habían sumado cinco jornadas sin vencer hasta en cuatro ocasiones en Segunda B, la última vez en la temporada 1994/1995, pero nunca habían llegado a las seis en la Liga regular. En la 91-92 se llegó a los siete, pero con un partido de Liga y seis de play off.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook