29 de abril de 2020
29.04.2020
Información

PROVIA traslada a la directora del aeropuerto Alicante-Elche la necesidad de abrir las líneas con Europa para recuperar la economía provincial

El turismo residencial sostiene sectores económicos como el comercial, de restauración, ocio, deportivos o sanitarios en las diferentes comarcas de la Costa Blanca

29.04.2020 | 13:57
PROVIA traslada a la directora del aeropuerto Alicante-Elche la necesidad de abrir las líneas con Europa para recuperar la economía provincial

La Asociación de Promotores Inmobiliarios de la Provincia de Alicante (PROVIA) trasladó ayer a la directora del Aeropuerto Alicante-Elche, Laura Navarro, la necesidad de agilizar la apertura de las líneas áreas con Europa que permita la llegada del turismo residencial como pieza fundamental para la recuperación de la economía provincial tras la pandemia del Covid-19.

PROVIA solicitó a Navarro que traslade a la dirección general de AENA la preocupación de los promotores inmobiliarios y del conjunto de la economía alicantina por la situación de bloqueo en que se encuentra y que "requiere medidas ágiles para permitir que comiencen a operar con normalidad el conjunto de compañías áreas de toda Europa con conexión con el aeropuerto de la provincia".

Los responsables de PROVIA resumieron el impacto económico que tiene este sector y el valor estratégico que representa la actividad de las promotoras inmobiliarias. Sólo los procesos de escrituración de viviendas a extranjeros en 2019 generaron en la Costa Blanca 3.197 millones de euros. El turismo residencial extranjero generó 5.800 millones de euros en 2019, contabilizando el alquiler turístico; más los 384 millones que la administración recauda en concepto de impuestos y tasas producidas por la actividad de la venta de viviendas residenciales.

A la vista de estos datos, se explicó a la directora del aeropuerto alicantino la necesidad de que el sector inmobiliario – y todos los elementos que le rodean – deben ser considerados preferentes en las medidas de desescalada en sus primeras fases. Según la asociación los residentes deben poder venir a Alicante, con todas las garantías que se consideren, pero paralizar el turismo residencial es condenar las posibilidades económicas y de generación de empleo de toda la provincia no sólo este año, sino en los meses siguientes. Tenemos constancia de que muchos extranjeros no se han querido ir por miedo a no poder volver pronto a sus segundas residencias, y los que se han tenido que marchar, nos transmiten su interés por volver cuanto antes.

En este sentido, se alertó de la necesidad de colaborar con las compañías aéreas cuya actividad ha sido cero en estos meses de Estado de Alarma y que requerirán toda la ayuda y facilidades para que puedan reactivarse lo antes posible. Para PROVIA "es importante que antes de junio estén operativas, en funcionamiento y dando servicio con cierta regularidad y de manera cómoda para los miles de turistas de toda Europa que tienen una segunda residencia en la Costa Blanca o la quieren tener".

PROVIA considera que el sector se mantiene con músculo suficiente, gracias a que la demanda sigue muy activa, se mantienen los niveles de reservas y las actuales promociones siguen atrayendo a potenciales clientes que, sin embargo, no pueden desplazarse desde sus países de origen. "Lo que queremos es que las administraciones entiendan que no podemos crear un problema mayor, cuando la solución es tan sencilla: hay demanda y debemos dar facilidades, porque si se pierde es muy difícil recuperar a corto o largo plazo", advirtió.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook