09 de enero de 2020
09.01.2020
Información

CHM pone en marcha su segunda sociedad para el desarrollo de huertos solares

La firma de los Martínez Berna entra en el negocio de las renovables en asociación con Tecnourban y Saferay

08.01.2020 | 21:42
La sede de la constructora CHM en la ciudad de Alicante.

La constructora alicantina CHM prepara su desembarco en el negocio de moda: las energías renovables y, en concreto, la fotovoltaica. Tras anunciar el pasado mes de julio su alianza con la valenciana Tecnourban y la alemana Saferay para introducirse en esta actividad, la firma de los Martínez Berna y sus nuevos socios han empezado a constituir compañías conjuntas, siguiendo el modelo que suele seguirse en este sector de crear múltiples sociedades, según los proyectos que se quieran poner en marcha.

Así, si el pasado mes de noviembre se constituía SPV Pancrudo Solar SL, ayer el Boletín Oficial del Registro Mercantil recogía la creación de SPV Torrente de Cinca Solar SL, con sendos esquemas calcados. En ambos casos es Tomás Martínez Berna -principal accionista de CHM, junto a su hermano Rafael- quien ocupa la presidencia de la firma, de la que también son consejeros Juan Ignacio Colado, en representación de esta misma constructora y que, además, es consejero delegado, y Curro Nicolau, por parte de Tecnourban.

Aunque desde la constructora declinaron ayer ofrecer ningún detalle, todo apunta a que los socios estarían escogiendo el nombre de los municipios donde quieren ubicar sus proyectos para denominar estas sociedades, ya que Pancrudo es una pequeña población de Teruel y Torrente de Cinca es un municipio oscense. Al respecto, en el sector de la fotovoltaica es habitual que los inversores creen distintas firmas con las que se analizan las posibles ubicaciones y, sobre todo, se solicitan los enganches a la red, el primer requisito para poder poner en marcha un huerto solar y uno de los más complicados de obtener, ante la falta de capacidad que existe actualmente en las líneas eléctricas. Por eso, muchas de estas sociedades acaban sin actividad al no conseguir su objetivo.

En este sentido, por ejemplo, en las últimas semanas la danesa European Energy ha constituido decenas de compañías con domicilio social en Dénia con el objetivo de entrar en el mercado español de la producción de renovables. En la misma línea, CHM no es la primera firma del sector de la construcción de Alicante que muestra su interés por el negocio de la fotovoltaica, ya que también la torrevejense TM creó una nueva división para analizar posibles inversiones.

En el caso de la alianza que han constituido CHM y Tecnourban, con la colaboración de Saferay, los socios anunciaron que actuarán en dos ámbitos. Por un lado, la puesta en marcha de huertos solares bajo el modelo PPA, en el que se firman contratos a largo plazo con un gran cliente para suministrarle la energía que se genera, con lo que se garantiza el retorno de la inversión; y, por otro, también se venderán instalaciones de autoconsumo para clientes particulares.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook