28 de noviembre de 2019
28.11.2019

La FP apostará por un modelo basado en la flexibilidad y el empleo

El I Encuentro APEME+FP 2019 aborda el futuro de la formación profesional reuniendo a empresarios de montajes eléctricos y telecomunicaciones, responsables públicos y directores de centros de Alicante

28.11.2019 | 04:15
José Rubio, Rafael Herrero, Andrés Sabater, Manuel Gomicia, Carlos Navas, Verónica Segura y F. Sansaloni.

La Asociación Provincial de Empresarios de Montajes Eléctricos y de Telecomunicaciones de Alicante (APEME) organizó ayer el I Encuentro APEME+FP 2019 con el objetivo reflexionar y poner en común los retos a los que se enfrenta el sector y cómo la Formación Profesional (FP) puede ayudar a conseguirlos. Para ello, la jornada reunió a empresarios de montajes eléctricos y telecomunicaciones, responsables públicos y directores de centros de FP de la provincia de Alicante, quienes debatieron sobre cuáles son las actuales necesidades en el ámbito de cualificación y formación profesional.

Para ello, el director general de Formación Profesional y Enseñanzas de Régimen Especial de la Generalitat Valenciana, Manuel Gomicia, explicó la estrategia en la que el Consell está trabajando para mejorar la FP de la Comunitat Valenciana. Al respecto, destacó que las claves de esta nueva política van a estar centradas en la empleabilidad y en una mayor flexibilidad.

«Ahora tenemos un modelo de FP demasiado encorsetado, por lo que estamos trabajando en normativas y decretos para que esto cambie y lo vamos a hacer de la mano del empresariado», señaló el cargo de la Generalitat Valenciana, quien remarcó que los empresarios exigen flexibilidad. Además, apuntó que el objetivo es dar a los centros educativos «la máxima autonomía al mismo tiempo que incentivamos un modelo basado en la colaboración de todos los agentes implicados».

En esta línea, avanzó que el papel de las empresas en la FP será cada vez más importante y que el Consell trabaja con la idea de que «las especialidades y las novedades del sector de las telecomunicaciones, en este caso, las darán las propias empresas, ya que son las más indicadas para hacerlo».

El presidente de APEME, Andrés Sabater, corroboró la importancia de integrar a las empresas en la FP y enfatizó que el sector de Montajes Eléctricos y de Telecomunicaciones tiene en estos momentos problemas de empleabilidad. «Hoy nos hace falta mano de obra cualificada y los empresarios tenemos un problema añadido muy importante, ya que cuando un estudiante de FP sale al mercado laboral lo hace con una 'pata' menos al carecer del reconocimiento del PRL obligatorio y para conseguirlo tienen que volver a pasar por aulas y academias otra vez. Este impide que puedan visitar ciertas obras. Debemos hacer algo para corregir esta situación», apuntó el dirigente de la asociación profesional. Al respecto, Manuel Gomicia explicó que este tema ya lo están hablando con el Ministerio y que están trabajando en buscar una solución.

El evento contó con empresarios y docentes

Sobre el papel de los empresarios en la formación, Andrés Sabater indicó que ahora «tenemos el reto de la digitalización y tenemos que estar todos juntos en un mercado que está cambiando y donde la FP debe responder a esta demanda formativa con contenidos adecuados, por lo que nosotros, que contamos con más de 700 empresas asociados, vamos a seguir apostando por la FP y colaborando para mejorarla».

El evento también contó con la participación de directores y profesores de centros de formación profesional de la provincia de Alicante como Rafael Herrero (IES Antonio José Cavanilles de Alicante), Carlos Navas (CIPFP Canastell de San Vicente del Raspeig), Verónica Segura (IES El Palmeral de Orihuela) o Fernando Sansaloni (IES Cotes Baixes de Alcoy), entre otros.

Este último consideró fundamental mejorar la dotación económica para la FP para que los centros tengan «mejor equipamiento y la última tecnología, lo que va a hacer que tengamos más alumnos y mejores profesionales» mientras que Carlos Navas calificó como esencial potenciar una red de investigación de centros de formación profesional. Además, también coincidió en la necesidad de «planificar una oferta integral de formación que integre a asociaciones, empresas y administraciones».

Otro punto que se abordó fue cómo atraer a más alumnos a la FP sobre el que Rafael Herrero señaló que percibe que en estos momentos «las clases medias y las altas son las que están percibiendo más los beneficios de la FP en los últimos años motivado por los datos que indican que estos estudiantes tienen una mayor empleabilidad y sueldos más elevados».

Para terminar, la acreditación profesional también apareció en escena. Todos los presentes confluyeron en destacar la importancia de crear mecanismos que acrediten los conocimientos y la cualificación profesional más allá de los títulos. Al respecto, el director general de Formación Profesional indicó que «estamos agilizando el procedimiento para que se pueda acreditar lo que los profesionales saben hacer desde una óptica educativa y luego, mediante modelos flexibles, obtener la certificación que necesitan».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook