10 de junio de 2019
10.06.2019

BBVA despliega su nueva marca en sus oficinas de la provincia

La entidad cambiará toda la rotulación de su red en los próximos 12 meses

10.06.2019 | 12:03
BBVA despliega su nueva marca en sus oficinas de la provincia

BBVA ha empezado a introducir su nueva identidad corporativa en sus oficinas de la provincia, tras darla a conocer a sus empleados el pasado mes de abril. Así, este lunes el nuevo logo ya podía ver en las sucursales que la entidad tiene en la Rambla de Méndez Núñez, en Alicante; la avenida del País Valenciano de Elche; en Sant Joan (Avenida de La Rambla); en San Vicente del Raspeig (Ancha de Castelar, nº50); y en Torrevieja (Paseo Vista Alegre), entre otras.

El banco irá completando progresivamente el cambio de rotulación de toda su red en la provincia en un plazo de entre 6 y 12 meses, según ha informado la propia entidad. Hasta el momento, BBVA ya ha actualizado la marca en casi 1.000 edificios en todo el mundo, entre ellos, la sede central de Ciudad BBVA en Madrid, y otras ciudades como Buenos Aires o Ciudad de México. Asimismo, cambiará la identidad en el entorno digital, a un ritmo más rápido que en los espacios físicos.

La compañía explica que la nueva identidad "ha sido diseñada especialmente para el creciente entorno digital en el que opera BBVA y es un ejemplo de los valores del Grupo, en particular el de 'Somos un solo equipo', que enfatiza la importancia de los empleados y su compromiso con el proyecto que es BBVA". Al mismo tiempo, refleja el propósito del banco: poner al alcance de todos las oportunidades de esta nueva era.

El logo conserva elementos ya conocidos para BBVA -específicamente el color y el uso de mayúsculas-, pero introduce una nueva tipografía y "un diseño que le otorgan más versatilidad y funcionalidad en plataformas y canales digitales", según el banco, que sostiene que "también enfatiza el compromiso de BBVA de ofrecer a sus clientes productos y servicios globales -propios de una compañía digital global- a través de un único proceso de desarrollo de soluciones que fomenta la colaboración global, priorización de recursos, mejor 'time to market' y adaptaciones en cada mercado".

El consejero delegado de BBVA, Onur Genç asegura que "este cambio tiene muchos beneficios evidentes. El primero de ellos es seguir construyendo nuestra transformación digital. Esta es nuestra visión: como banco tenemos que evolucionar desde ser un banco -un proveedor de infraestructura para la gestión del dinero- y convertirnos en un asesor financiero digital y global".

Por su parte, el presidente de BBVA, Carlos Torres Vila, añadió que "hoy estamos inmersos en una verdadera revolución, una revolución digital, una revolución de los datos. En el mundo digital, lo que importa es la experiencia del cliente y en eso nos hemos concentrado. Queremos desarrollar una mejor propuesta de valor, que ayude a las personas y a las empresas en sus necesidades reales, en su vida personal y en sus negocios, para que tomen las mejores decisiones financieras".

En el caso de las oficinas, BBVA cuenta con más de 8.000 en todo el mundo, desde sucursales a edificios corporativos, cada una con innumerables logos en sus instalaciones que se verán modificados. Y en algunos edificios de Ciudad de México o Buenos Aires, los logos se sitúan a cientos de metros del suelo. La torre BBVA en México, por ejemplo, tiene una altura de 235 metros.

En el terreno digital, el grupo cuenta con unas 3.000 aplicaciones y plataformas que actúan de punto de contacto entre el banco y los clientes. Todas ellas también verán incorporadas la nueva identidad de marca de manera progresiva.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook