09 de enero de 2019
09.01.2019

Más de 14.500 contribuyentes alicantinos aún esperan la devolución de la renta

En la mayoría de los casos se trata de declaraciones que la Agencia Tributaria revisa al detectar alguna disparidad en los datos

08.01.2019 | 21:27
Uno de los centros de atención de la Agencia Tributaria durante la campaña de la renta. .

A pesar de que las nuevas tecnologías han logrado agilizar notablemente las devoluciones de la declaración de la renta, al finalizar el pasado año aún quedaban 14.528 alicantinos que no habían recibido su dinero. Aunque en porcentaje sólo suponen el 2,8% de los contribuyentes con derecho a devolución en la provincia, no deja de ser una cifra significativa que, eso sí, poco tiene que ver con la lentitud o el atasco de la administración. Al contrario, más bien es una muestra de la eficacia que ha alcanzado la Agencia Tributaria.

Y es que, tal y como señala el secretario general del sindicato de técnicos de Hacienda Gestha, José María Mollinedo, la práctica totalidad de estos casos se refiere a declaraciones en las que el citado organismo ha detectado alguna disparidad entre los datos en su poder y la información facilitada por el contribuyente. Por eso, la mayoría de los que se encuentran en esta situación ya deberían haber recibido un requerimiento de nueva documentación para aclarar su situación o una rectificación del resultado de la declaración.

«Se pueden dar mil situaciones, desde contribuyentes divorciados que no han declarado la misma cantidad en la pensión compensatoria que el perceptor, a personas que no han justificado todos los gastos para la deducción por construcción por vivienda. Cada vez que Hacienda detecta algo que no casa, pide aclaraciones», explica Mollinedo. Hace unos años, por ejemplo, hubo muchos contribuyentes que no sabían que debían declarar las ayudas del plan PIVE para la compra de vehículos y que también se vieron en esta tesitura. También son frecuentes las solicitudes de nueva documentación a empresarios y profesionales cuando su declaración de la renta no coincide con la del IVA, por ejemplo.

En muchos casos, la situación se resuelve favorablemente para el afectado con la simple presentación de los comprobantes o los documentos requeridos. Eso sí, esto no quiere decir que estas declaraciones estén a salvo de nuevas revisiones posteriores, si Hacienda detecta cualquier otro tipo de irregularidad. «Lo único que no podría revisar es el apartado específico sobre el que pidió documentación», aclara el portavoz de Gestha.

Derecho a cobrar intereses

En cualquier caso, lo que cada vez es más extraño es que se produzcan retrasos injustificados ya que, en estos casos, el contribuyente tiene derecho a recibir intereses de demora a partir de los seis meses, lo que coincide con el inicio del nuevo año. Unos intereses que en la actualidad están fijados en un 3,75% anual. Por eso, la Agencia Tributaria intenta agilizar incluso los casos en que se producen estas revisiones, lo que también ha reducido el número de contribuyentes que llegan al final del ejercicio sin haber cobrado. Así, el año pasado los residentes de la provincia que no habían recibido su devolución dentro de plazo fueron 17.166, 2.638 más que este ejercicio.

Eso sí, una cosa que llama la atención es que el importe medio de las devoluciones pendientes asciende a 1.250 euros, más del doble que la media del resto de devoluciones.

En la última campaña, la Agencia Tributaria tramitó en Alicante 747.805 declaraciones, un 3,03% más, de las que 520.042 fueron negativas. A cierre de año había devuelto 505.514.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook