19 de diciembre de 2018
19.12.2018

Labora incorpora 65 orientadores para ayudar a parados a encontrar trabajo

El antiguo Servef destaca que los nuevos contratados se unen a los 120 asesores que ya entraron a las oficinas en abril

19.12.2018 | 11:33

Las actuaciones de asesoramiento son personalizadas para que sea más eficaz la búsqueda de empleo

El Servicio Valenciano de Empleo y Formación (Labora) -antiguo Servef- ha aprobado la creación de 65 nuevos puestos de orientación laboral para apoyar la inserción laboral de las personas desempleadas en la Comunidad Valenciana.

De esta manera, los nuevos trabajadores, de los que 51 han tomado posesión este miércoles, se incorporarán a partir de mañana a los 55 Espais Labora de toda la Comunidad para ofrecer talleres y orientación personalizada a las personas desempleadas, según ha informado la Generalitat.

El secretario autonómico de Empleo, Enric Nomdedéu, ha recordado que Labora cumple así su compromiso de dotar nuevas plazas de orientadores tras la salida de 55 técnicos laborales al concluir un plan estatal que las dotaba. "No solo lo hemos cumplido, sino que lo hemos superado con creces ya que se han incorporado diez orientadores más", ha añadido.

Asimismo, el responsable del Servicio Valenciano de Empleo y Formación ha recordado que este personal técnico se une a los 120 orientadores que se incorporaron a las oficinas el pasado mes de abril. "La contratación del personal orientador se trataba de uno de los grandes compromisos de Labora para este año ya que estaban pendientes de consolidar sus plazas como funcionarios interinos desde 2008", ha afirmado.

El personal orientador de los Centros Servef de Empleo realiza una labor fundamental en la atención a las personas desempleadas, apoyándolas y guiándolas para encontrar un trabajo. Con la creación de estos puestos para los orientadores se materializa la apuesta de Labora por la orientación personalizada como pilar fundamental de las políticas de empleo.

Potencial de las comunidades de extranjeros

Por otra parte, Labora ha realizado un estudio para conocer el potencial económico de las comunidades de extranjeros que viven en el territorio valenciano. El estudio, se ha presentado en el CDT por el secretario autonómico de Empleo, Enric Nomdedéu, y el secretario autonómico de Turismo, Francesc Colomer, a agentes relacionados con el turismo en la Comunidad.

El estudio, elaborado en 2018 a instancia de Labora de la mano de la consultora Atzuvieta, profundiza en las dinámicas de estas comunidades y de sus necesidades a través de entrevistas además de 300 nuevos valencianos y valencianas de origen extranjero -sobre todo europeo- y de algunos responsables públicos que tienen relación directa por su trabajo, según un comunicado de Labora.

Como conclusión principal, el informe apunta a un esfuerzo conjunto entre las distintas administraciones implicadas, especialmente la local y la autonómica, para cartografiar las distintas comunidades que existen en el territorio valenciano y adaptarse a sus necesidades concretas.

Algunas de las conclusiones apuntan a un público que mantiene relaciones estrechas con amigos y familiares de las ciudades y países de origen -y de media visitan o son visitados de 2 a 4 veces al año- que toma las decisiones de viajes o fijar residencia en función de las recomendaciones de amistades y familiares en un 50% de los casos, hace caso muy escaso de las campañas institucionales y, en términos generales, encuentra trabajo y oportunidades de negocio también en función de las redes personales obtenidas en su país de origen.

Como líneas de acción posibles, se señala avanzar hacia figuras de apoyo que hagan de enlace entre las distintas administraciones y el sector privado en el recibimiento de extranjeros; de transformar la acción exterior de la Generalitat y las ciudades valencianas en el sentido que ya opera en Londres, Copenhague o Ámsterdam, de constituirse en auténticas agencias de desarrollo, o de aprovechar los conocimientos de las comunidades transnacionales para modernizar e internacionalizar los sectores productivos valencianos, entre otros.

Globalización


Según apunta el estudio, en la era de la globalización, con un turismo y unas migraciones cada vez más atomizados y una casuística más diversa, es más difícil establecer categorías con la rotundidad de antes. Según el estudio "los valencianos recibimos migrantes de varios continentes a la vez continuamos enviando hacia Europa y otros territorios del Estado; recibimos turistas y residentes de categorías menos clasificables, como los estudiantes de intercambio, que cada vez se quedan más tiempo y se ajustan menos a los parámetros del sector turístico tradicional".

Eso sin tener en cuenta que la mejora de los transportes y de las tecnologías de la información hacen que las comunicaciones entre ciudades y países de origen y destino sean mucho más fluidas que antes. Por eso, ya no se habla de autóctonos, residentes, migrantes o turistas, sino de comunidades transnacionales, un término que permite describir esta creciente diversidad de casos y situaciones.

El informe señala que estas comunidades manifiestan "mucho interés al participar más de la vida valenciana". La vida gastronómica y cultural valenciana o los servicios públicos son los elementos más valorados por la mayoría de los encuestados, que mayoritariamente muestran interés de participar más de la vida cultural, asociativa y comunitaria pero manifiestan que desconocen los canales adecuados.

Son personas que en general consumen bastante productos agroalimentarios valencianos y cultura, pero muy escasamente productos industriales y tecnológicos hechos aquí, y que, aun así, manifiestan estar dispuestos a consumir y pagar más por productos valencianos y de conocer mejor la oferta, así como de contratar valencianos en sus negocios, cosa que la gran mayoría -hasta un 80% de los que tienen algún negocio o empresa por cuenta propia- no hacen actualmente, aduciendo el desconocimiento y las barreras culturales e idiomáticas.

Estos nuevos y nuevas valencianas están dispuestos a reducir esta distancia, pero también tienen peticiones, especialmente de la Administración Pública, en especial, ayuda con la burocracia española, que preocupa además de tres cuartos de los encuestados, y más de la mitad piden también orientación en la vida social, cultural y económica, como pueden ser conocer autóctonos y sus actividades, oportunidades de trabajo, de inversión?

El responsable de Empleo ha resaltado que, en la reformulación que el nuevo Servicio de Empleo y Formación está llevando a cabo, el análisis y la detección de nuevos nichos de mercado que puedan suponer una oportunidad laboral para las personas desempleadas es una prioridad. "Hemos pasado, de ser un organismo pasivo a la acción", ha indicado.

"Queremos ser un servicio público activo, un espacio de oportunidades que responda a las necesidades de los sectores productivos, que sea capaz de satisfacer las aspiraciones profesionales y personales de todas las
valencianas y valencianos", ha remarcado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook