05 de mayo de 2011
05.05.2011

Telecomunicaciones rechaza que las operadoras cobren por la portabilidad

El regulador considera que las cuotas que exigen algunas cadenas y compañías son una traba a la libre elección

05.05.2011 | 02:00

La Comisión del Mercado de Telecomunicaciones (CMT) ha advertido a las operadoras de que, según la Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios, en "ningún caso" se podrá cobrar al usuario los gastos incurridos por la compañía como consecuencia de la portabilidad de un número de móvil ni exigirle garantías o anticipos de pago previos, y señala que este tipo de cláusulas "podrían ser consideradas abusivas".
De esta forma, el órgano regulador de telecomunicaciones ha respondido a una consulta de Telefónica resolviendo que no "estima razonable" la fijación de un precio máximo minorista según el tipo de portabilidad, el tipo de acceso y los números a portar. Ante la avalancha de ciudadanos que solicitan la portabilidad y, posteriormente, la cancelan al recibir una mejor oferta de su operador, algunas compañías y tiendas de telefonía habían comenzado a cobrar por la tramitación.
En relación con la portabilidad de móviles, la CMT explica que, por acuerdo de los operadores interesados, actualmente no existe la fijación de contraprestaciones económicas a repercutir entre ellos por los procesos de portabilidad. Por ello, la CMT considera en su resolución que "no le resulta razonable" que se le impute al usuario cuota alguna como consecuencia de la cancelación de su solicitud de portabilidad numérica.
El organismo añade que los clientes deben poder cambiar de compañía "sin que se lo impidan trabas jurídicas, técnicas o prácticas, en particular condiciones contractuales, procedimientos, cuotas y otros", recalca.
No obstante, la CMT precisa que los operadores de líneas fijas fijos receptores de una portabilidad sí pueden "a su voluntad" repercutir a los usuarios la tarifa máxima de 0,41 euros, que es lo que las compañías se cobran entre ellos por cancelar una portabilidad, por solicitud cancelada, ya que no se considera que este importe sea "disuasorio".
En este sentido, la autoridad regulatoria de telecomunicaciones manifiesta además que las cantidades cobradas por los operadores o por tiendas, como los 50 euros por parte de The Phone House o los 29,95 euros para las portabilidades fijas y los 30 euros para la numeraciones móviles por parte de Orange, podrían suponer "una traba práctica" para los usuarios que "les limite la libertad de opción y elección de operador".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine