01 de julio de 2010
01.07.2010
Desde enero de 2011

La UE pacta limitar las primas a los banqueros

Tras meses de negociaciones, los Veintisiete dieron el visto bueno al texto pactado con los eurodiputados

30.06.2010 | 19:49

Los países de la Unión Europea aprobaron este miércoles un acuerdo alcanzado con el Parlamento Europeo (PE) para limitar las primas a los banqueros e imponer una nueva normativa de requisitos de capital a las entidades financieras.

Tras meses de negociaciones, los embajadores de los Veintisiete dieron el visto bueno al texto pactado con los eurodiputados, según fuentes de la Presidencia de turno española.

El objetivo de la nueva legislación es transformar la cultura de las primas y poner fin a los incentivos que llevan a los banqueros a tomar riesgos excesivos.

Así, a partir de enero de 2011, sólo un 30% de las primas podrán pagarse en efectivo -un 20% en el caso de las más grandes- y al menos la mitad de esos fondos tendrán que abonarse como capital contingente, es decir, dinero al que pueda recurrir la entidad en caso de dificultades.

Además, una parte de las primas tendrá que ser recuperable por parte de los bancos en caso de que las inversiones no tengan los resultados esperados, informó el Parlamento Europeo.

El acuerdo obligará también a vincular la cuantía de las bonificaciones a los salarios y cubrirá los pagos en forma de fondo de pensiones haciéndolos depender de la situación de los bancos para evitar que los directivos puedan salir de una entidad en crisis con grandes sumas para su retiro.

Las nuevas normas introducirán limitaciones específicas para los bancos rescatados con fondos públicos y establecerán que el reembolso de las ayudas debe ser la prioridad.

"Dos años después de la crisis financiera global, estas nuevas duras reglas transformarán la cultura de las primas y pondrán fin a los incentivos al riesgo excesivo", señaló en un comunicado la eurodiputada Arlene McCarthy, responsable de las negociaciones.

Según McCarthy, esa "cultura de bonificaciones de alto riesgo y a corto plazo causó estragos en la economía global y forzó a los contribuyentes a pagar por ello".

"En los dos últimos años los bancos no se han reformado, ahora hacemos el trabajo por ellos", señaló respecto a la nueva legislación.

En paralelo a la regulación de las primas, el PE y los Estados miembros han pactado nuevas normas sobre requisitos de capital con las que pretenden asegurar que las entidades cubran convenientemente sus riesgos.

Éstas entrarán en vigor a partir de enero de 2012.

Los textos pactados están pendientes del visto bueno definitivo del pleno de la Eurocámara, que en principio los votará en la sesión de la próxima semana en Estrasburgo (Francia).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook