26 de octubre de 2009
26.10.2009
UNA NUEVA GENERACIÓN ANTE LA CRISIS. Jordi Berenguer Botella. Director General de Beren Constructora

"Esta empresa no pretende ser una más poniendo ladrillos"

El ingeniero industrial cree que los bancos están siendo "excesivamente cautelosos" y sólo deben ser cautelosos

26.10.2009 | 01:00
"Esta empresa no pretende ser una más poniendo ladrillos"

Trabajar en el sector de la construcción convencido de que se puede aportar algo distinto es lo que está haciendo la empresa Beren Constructora, de Elche, cuyo director general, Jordi Berenguer, asegura que el proyecto iniciado en 2004 está, dentro de lo que cabe, sorteando la crisis. "Esta empresa ha surgido de cero y eso tiene sus limitaciones. Hay que ir consolidando balances, consiguiendo la confianza de los bancos, crearte una cartera de clientes nuevos. Yo no tenía ningún cliente. Empezamos la aventura con un equipo de gente joven, gente de mucha confianza. Era lo que necesitaba: gente que creyera en este proyecto".
A partir de aquí, Beren Constructora ha ido posicionándose en el mercado con una filosofía muy clara: dar un plus para fidelizar al cliente. "Siempre tuve claro que quería dedicarme al mundo de la empresa; tener mi propia empresa. Pero también tenía claro que esta empresa no tenía que ser una más poniendo ladrillos. No se trataba de eso. Aquí había que ofrecer un producto diferente, un modelo de negocio con un valor añadido, un modelo que permita fidelizar clientes y que sea el cliente el que me prescriba y me recomiende".
Así y todo, Beren Constructora no lo ha tenido fácil en estos cinco años de vida. En su mejor momento llegó a contar con unos cien puestos de trabajo directos y algo más de trescientos indirectos, según indica el director general. "Ahora nos encontramos en la fase de terminación de obras y hay dificultades para iniciar obra nueva. Pero no nos hemos derrumbado. Nuestras deudas son prácticamente nulas y eso nos permite que, aunque haya bajado la producción, no tengamos que tomar medidas excepcionales".
Beren está especializada en gran edificación pública y privada. Dado que en Elche no abunda este segmento del mercado, la constructora ha dirigido su mirada a otros puntos de la provincia y de la Comunidad Valenciana. "Somos una empresa pequeña, pero jugamos en Primera División. No obstante, tal y como está el sector, aunque en obra pública nuestro objetivo principal son los concursos de edificaciones medianas y grandes, hemos bajado el listón para coger obras de menor envergadura. Además, nuestra pretensión es aprovechar esta situación de crisis para llegar y posicionarnos en grandes mercados nacionales, Madrid y Valencia, en vez de refugiarnos y escondernos. Y esto lo haremos desde una unidad de negocio independente", comenta.
Jordi Berenguer creó Beren tras una experiencia previa en la empresa familiar de su padre y afirma que en 2005 y 2006 "ya empezó el declive del sector. Lo preveíamos y por eso dejamos de contratar renta libre y nos especializamos en la vivienda protegida. En la actualidad se están terminando unas diez obras, entre las que se encuentran 77 viviendas de protección oficial en San Juan. "Nos vamos a librar de la crisis porque hemos sido conservadores y no hemos corrido riesgos en nuestra manera de operar. Es cierto que se ha demonizado a este sector y probablemente haya sido porque a este sector han llegado empresarios que venían de otras actividades y, aunque han sido una minoría, su manera de actuar ha tenido un mayor eco en los medios de comunicación".
El joven constructor ilicitano considera, por otro lado, que la Administración no está escuchando al sector. "El motor generador de empleo ha sido la construcción y no podemos cambiar de modelo de la noche a la mañana. Además, aquí tampoco tenemos claro qué otra cosa hacer. En general, las administraciones públicas hacen caso omiso a los sectores empresariales y se olvidan de que ganamos dinero generando empleo, no despidiendo a gente".
Respecto a la actitud de los bancos y entidades de ahorro, Berenguer tiene claro que "sin financiación no hay actividad económica. Los mercados financieros empiezan a funcionar, pero está costando más que se transmitan recursos a las empresas y nuestro sector es muy dependiente del financiero. No están inyectando dinero o lo hacen muy lentamente porque están siendo excesivamente cautelosos y esta situación no se arreglará hasta que los bancos sólo sean cautelosos", asegura.
Otro asunto sobre el que Jordi Berenguer se pronuncia es el precio de la vivienda. En su opinión, "lo que más ha bajado de precio ha sido la segunda residencia porque lo que es la primera residencia, y más si está en un lugar bien ubicado y es de calidad, ha bajado poco. Yo no creo que bajen más los precios. Podría corregirse algo, pero prácticamente han tocado fondo. Hay promotores que han cedido a los bancos su "stock" y la Banca es ahora la promotora más potente que hay en España. Bajará o no los precios en función de que quiera quitarse de encima ese "stock" de viviendas. En cuanto se elimine este "stock" volverá la normalidad".
Por otro lado, respecto al futuro desarrollo de Elche, cuyo Ayuntamiento ha iniciado un proceso para una nueva revisión del Plan General de Ordenación Urbana, Jordi Berenguer considera que "en Elche nunca se han cometido excesos urbanísticos y no hay una oferta desmesurada de vivienda. En el futuro, creo que se podrían desarrollar algunas promociones en zonas del campo de una forma ordenada y sostenible. Aquí tenemos costa, mucho campo y una ciudad de tamaño medio. Disponemos de una red de infraestructuras idónea que hay que aprovecharla".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook