24 de enero de 2020
24.01.2020
OPINIÓN

La hora azul

24.01.2020 | 11:41
La hora azul

Hay un momento mágico en el amanecer y en el atardecer en que la luz adquiere una calidad especial. Es un momento contiguo a esa hora dorada en que el cielo se tiñe de anaranjados y rojizos, bañado por el sol. Unos instantes, antes de que irrumpa el día o cuando ya se ha puesto la tarde, en que la luz no es blanca pero tampoco hay total oscuridad, sino un intenso azul muy característico. Fíjense cualquier día, al salir de casa temprano para ir al trabajo. Los fotógrafos lo llaman "la hora azul" y la aprovechan para hacer un determinado tipo de fotos que no pueden realizar en el resto del día ni de la noche. Es maravillosa.

Para los fans del HLA Alicante, la hora azul es otro momento mágico, que se produce una vez a la semana. Ese momento en que nuestras estrellas brillan con luz propia y nuestras cámaras pueden inmortalizar momentos únicos. Nuestra hora azul no entiende de trípodes, encuadres, planos, diafragma o ISO, sino de retratar una sensación, una emoción. Los buenos fotógrafos lo saben: La mejor foto no es la más bonita, sino aquella que cuenta una historia. Y nuestra hora azul Lucentum está llena de ellas: la de un chico de veinte años colgado de un aro, que dejó su Extremadura natal soñando con el baloncesto y el verano pasado se colgaba una medalla de plata en el Eurobasket sub20; la de un colosal senegalés, tímido y discreto, que acumula MVPs y lidera estadísticas con su poderío en la pintura; la de un histórico base del baloncesto español que ahora dirige a un equipo desde los banquillos y cuyo debut como entrenador no pudo ser más dulce, con Copa y ascenso; un americano de 25 años con un extraordinario palmarés en el baloncesto universitario de Estados Unidos que triunfa en la LEB Oro escurriendo su 1'78 entre defensores incapaces de frenarlo; un pívot ilicitano que ha sido jugador internacional y que viene a demostrar que uno puede ser profeta en su tierra... y la de una afición que cada jornada crece, al lado de unos valientes que nunca abandonaron al equipo, ni en sus horas más bajas.

El HLA Alicante desprende una luz especial y esta noche tenemos nuestra hora azul cuando nos enfrentemos a Melilla en el Pedro Ferrándiz. La segunda vuelta de la competición llega a casa y la mejor foto será la de la victoria.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Disfruta del paraíso sportinguista

En el Área Movistar LaLiga la afición rojiblanca puede elaborar sus propios cromos o probar sus conocimientos del club.