29 de mayo de 2011
29.05.2011

Contador, a 26 kilómetros de firmar su segundo Giro

El ciclista de Pinto aventaja en más de cinco minutos a sus perseguidores a falta de la última etapa de la ronda, una contrarreloj con llegada en Milán

29.05.2011 | 02:00
Kiryienka dedica la etapa a Tondo.

El bielorruso Vasili Kiryienka, del Movistar, ganó en solitario la vigésima etapa del Giro de Italia disputada entre Verbania y Sestriere, de 242 kilómetros, y se la dedicó al fallecido Xavier Tondo, en una jornada en la que Alberto Contador dio un paso definitivo para celebrar hoy en Milán su segundo triunfo absoluto.
Kiryienka rubricó a todo lujo una escapada de casi 200 kilómetros, primero compartida y desde el primer puerto, el temible Colle delle Finestre, en solitario. Un despliegue físico que le permitió saldar una deuda de todo el equipo con Xavi Tondo, fallecido el pasado lunes. El ciclista bielorruso, de 29 años, entró en la última recta, se ajustó el maillot, se llevó los dedos índices al pecho y los disparó al cielo. "Era lo mejor que le podía dedicar a nuestro compañero", dijo Kiryienka, un hombre marcado por el sufrimiento. Su padre y hermanos murieron por los efectos de la catástrofe nuclear de Chernobil.
Contador, que también ganará el maillot rojo por puntos, dejó el Giro visto para sentencia a falta de la contrarreloj de Milán, donde vivirá la fiesta de su segundo título en la carrera rosa.
El ciclista madrileño afrontará su día grande con una ventaja de 5.18 sobre Michele Scarponi (Lampre) y de 6.14 respecto a Vincenzo Nibali (Liquigas). Los dos italianos se jugarán el segundo y tercer puestos. El francés John Gadret (Ag2r) aguantó la cuarta plaza a 7.49 y "Purito" Rodríguez (Katusha) se metió quinto a 9.27.
Una etapa que encaró el pelotón con las fuerzas muy mermadas, pendiente de afrontar 195 kilómetros de llano y dos puertos reunidos en los últimos 45.
La escapada de turno se formó en el kilómetro 48 con 13 corredores, donde se metió el heroico Kiryienka. Aventura que empezó a desmoronarse en el ascenso al Colle delle Finestre (1a), el último gran coloso del Giro 2011, a 28 kilómetros de la meta, donde atacó Kiriyenka, que resistió toda la subida en solitario, a ritmo constante, ajeno a los saltos que se producían por detrás. Dieciocho kilómetros de escalada al 9 por ciento, con 45 curvas que levantan la carretera a 2.178 metros de altitud.
Sestriere, última dificultad de la presente edición. Kiriyenka solo ante el peligro, inasequible al desaliento. Esfuerzo regulado, sin altibajos. Fue capaz de aguantar en los 16 kilómetros de ascenso sin menguar apenas la renta. Tenía que ganar por dos, por él y por Tondo. Por detrás perseguía sin opciones Rujano, detrás el joven Betancourt, "Purito" desatado por la quinta plaza de la general. Y los favoritos a lo suyo, marcándose para mantener diferencias. Solo cedió Nibali, que acabará el Giro lejos del estado de forma que le dio la Vuelta a España.
En la jornada de hoy se disputará la vigésima primera y última etapa del Giro, con salida y llegada en Milán, una contrarreloj individual de 26 kilómetros. La fiesta final que proclamará a Contador como vencedor del Giro 2011.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine