08 de julio de 2010
08.07.2010
Lo ha anunciado en el estadio del club

Lopera vende la mayoría de sus acciones en el Betis

El empresario navarro Luis Oliver compra el 51% del capital por 16 millones

07.07.2010 | 21:19

El empresario navarro Luis Oliver ha anunciado hoy que un grupo que él representa y que se integra en la empresa 'Bitton Sport' se ha hecho con el 51 por ciento de las acciones del Real Betis, hasta ahora propiedad de Manuel Ruiz de Lopera, por 16 millones de euros. Oliver ha señalado también que no será presidente, sino que ese cargo lo ocupará "un bético, de Sevilla, conocido y un poco valiente".

Oliver compareció ante los periodistas en la misma sala del estadio verdiblanco donde minutos antes había anunciado Lopera la venta de sus acciones y, aunque en un principio no quiso desvelar la cuantía de la operación, posteriormente desveló que la compra se ha producido por dieciséis millones de euros, dos por adelantado, y el resto a pagar en cinco años.

Oliver explicó que se hará cargo de la parcela deportiva del club y que otro socio, quien también compareció ante los periodistas, Ángel Vergara, llevará la parte económica y administrativa. También aclaró que no es ahora el máximo accionista del Betis, sólo un miembro de la empresa Bitton Sport, creada para comprar el 51 por ciento de esta sociedad.

"Creemos que hemos venido a una ciudad maravillosa, un equipo maravilloso y una afición que es la mejor de España", dijo Oliver, quien también anunció que en 48 horas se sabrá el nombre del entrenador que se hará cargo del equipo para la venidera campaña y que en unos 45 días el Betis tendrá formado su nuevo consejo de administración con su nuevo presidente.

También precisó que él no será el presidente y que este cargo lo ocupará "un bético, de Sevilla, conocido y un poco valiente", en referencia a la fractura social que viven en los últimos años la afición verdiblanca y los recelos que se han creado con esta venta de acciones.

Añadió que el club estará abierto a todos y que hablarán con los grupos opositores para que participen del Betis, por lo que también anunció que en unos 45 días se celebrará una junta general extraordinaria de accionistas en la que se incluirá en el orden del día todas las preguntas que aporten los béticos.

El empresario navarro también quiso aclarar su gestión al frente del Xerez Deportivo y del Cartagonova y dijo que "se han contado medias verdades, que son las peores de las mentiras, y eso hace mucho daño".

"En el Xerez, en tres años y medio, no bajé del cuarto puesto. Estuve en dos categorías, subió el equipo de Segunda B a Segunda A y se firmaron jugadores que después todos han llegado a Primera. Me fui peleado con el alcalde -Pedro Pacheco-, pero nada más", argumentó.

Sobre su presencia en Cartagena, comentó que salvó al club de la desaparición al poner "cien millones de pesetas, pero luego la alcaldía no cumplió lo que prometió", por lo que sólo estuvo tres meses en esa sociedad.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook