18 de junio de 2010
18.06.2010
40 Años

Argentina aprieta

18.06.2010 | 02:00
Enemigos en la Liga y compañeros en la albiceleste. Messi abraza a Higuaín tras marcar éste el tercer gol.

Argentina dio un paso de gigante hacia los octavos de final gracias a una espectacular goleada ante Corea del Sur labrada por la fenomenal potencia ofensiva albiceleste y rematada por un Gonzalo Higuaín que se marchó con un triplete. Los hombres de Maradona pidieron cita en este estadio que acogerá la final y lo hicieron a lo grande, con un partido pleno de dominio y de eficacia con especial protagonismo de los jugadores de la liga española
Argentina se emborrachó de los goles que se le atragantaron contra Nigeria y con ese argumento acabó con los debates tácticos que tan poco interesan a su seleccionador. El equipo tapó con tantos los errores que pueda tener en su planteamiento y el resultado es una imagen seductora que, sin duda, dará que hablar.
Maradona tiene a la Argentina que quiere, un equipo ambicioso y ofensivo, un torrente de goles que diseñó desde que llenó su lista de convocados de delanteros.
Argentina tuvo el balón y el juego en un partido unilateral, un monólogo de los albicelestes donde entraron en escena de forma brillante los otros dos grandes protagonistas de la liga española: Leo Messi y Kun Aguero.
Messi estuvo menos presente que en el debut ante Nigeria, pero cada una de sus apariciones fue un resplandor en el Soccer City.
Argentina dependió menos de él, pero también quiso poner su firma en el encuentro, aunque se marchó sin marcar. Aunque lo mereció, sobre todo cuando en el minuto 44 embrujó a seis defensores surcoreanos para hacerse un hueco y colocar un balón con suavidad que se escapó por centímetros.
Higuaín se dio un atracón de goles. Di María, transparente en el primer partido, dejó notas de su calidad. El combativo Tévez, luchador en cada balón, peleón hasta la extenuación, trajo a maltraer a la defensa asiática.
Argentina jugó cómodo el primer tiempo, a favor de corriente desde que Park Chu Young se metió el gol en propia puerta a los 17 minutos. El sosiego argentino tras el segundo gol se rompió en el descuento del primer tiempo, cuando un error de Demichelis acercó a los surcoreanos en el marcador. Pero entonces se sumó la aceleración de Agüero para sentenciar con dos goles más en dos jugadas con protagonismo compartido con Messi y "Pitita".

Estadio Soccer City de Johannesburgo

ARGENTINA 4: Romero; Jonás Gutiérrez, Demichelis, Samuel (Burdisso, m.23), Heinze; Mascherano, Maxi Rodríguez, Ángel Di María; Lionel Messi, Carlos Tévez (Sergio Agüero, m.75), Gonzalo Higuaín (Mario Bolatti, m.83).

COREA DEL SUR 1: Jung Sung-ryong; Beom Seok, Cho Yong Hyung, Lee Jung Soo, Lee Young Pyo; Ki Sung Yueng (Kim Nam Il, m.46), Kim Jung Woo; Lee Chung Yong, Park Ji Sung, Yeom Ki Hun; Chu Young (Lee Dong Gook, m.81)
Goles. 1-0, m.17: Park Chu Yueng en propia puerta tras una falta sacada por Messi; 2-0, m.33: Higuaín de cabeza; 2-1, m.45: Lee Chung Yong; 3-1, m.76: Higuaín; 4-1, m.80: Higuaín?a ÁRBITRO: Frank de Bleeckere (BEL), amonestó a los surcoreanos Yeom Ki Hun y Lee Chung Yong y a los argentinos Jonás Gutiérrez, Javier Mascherano y Gabriel Heinze.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook