17 de junio de 2010
17.06.2010
Mundial de Sudáfrica

Ramos e Iniesta, sin lesiones

La selección regresa esta tarde a los entrenamientos con la obligación de pensar en el encuentro ante Honduras

17.06.2010 | 16:28

Sergio Ramos fue sometido a pruebas radiológicas esta mañana que confirmaron que "no presenta ninguna lesión ósea", tras el golpe que sufrió en las costillas en una mala caía en el partido frente a Suiza.

Así lo confirmó el doctor Óscar Luis Celada, en palabras recogidas de la web de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF): "Tras las pruebas radiológicas realizadas en la mañana de hoy por parte del equipo médico de la selección nacional absoluta al jugador de la selección Sergio Ramos, se descarta lesión ósea".

Por su parte, el doctor añade que "el resto de los futbolistas de la selección se encuentran bien", por lo que parece que la lesión de Andrés Iniesta quedó en un susto. "Es poco cosa, espero que no sea nada y que sea un golpe", explicaba ayer el jugador del FC Barcelona tras el partido, en el que tuvo que ser sustituido en el minuto 77, tras una dura entrada de un rival.

Los internaciones tuvieron unas horas de descanso que aprovecharon para realizar distintas actividades y volverán a concentrarse para el entrenamiento de esta tarde en su regreso a Potchefstroom. El equipo volverá a entrenarse a partir de las 19 horas en el campo de la Universidad del Noroeste de Potchefstroom. España disputará su segundo partido de Sudáfrica 2010 el próximo lunes, contra Honduras, en el estadio Ellis Park de Johannesburgo.

Además, la selección española, además de luchar contra la decepción que supuso el juego y el resultado de ayer frente a Suiza (0-1), deberá hacerlo contra el peso de la historia, que recuerda que ningún equipo campeón del Mundial salió derrotado de su primer encuentro en la competición.

El último arranque tan flojo de una selección que a la postre se llevó el torneo fue Italia, que en España´82 no pasó del 0-0 frente a Polonia y, de hecho, sólo logró otros dos empates en los siguientes dos encuentros. Inglaterra hizo lo propio en su Mundial, en 1966, tras abrir el torneo con otras tablas sin goles frente a Uruguay.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook