18 de julio de 2020
18.07.2020
Información
Javier Cercas, escritor.

«Escribo por lo mismo que leo: por placer, para vivir de una forma más intensa»

Javier Cercas es el autor de «Las leyes de la frontera», novela con la que INFORMACIÓN inicia una colección con las mejores voces de la narrativa española actual este domingo, 19 de julio

18.07.2020 | 04:15
Javier Cercas, premio Planeta 2019 con «Terra Alta».

La colección sobre las mejores voces de la narrativa española actual de INFORMACIÓN comienza este sábado con «Las leyes de la frontera», un título de Javier Cercas aclamado por la crítica.

Cercas (Ibahernando, Cáceres, 1962) es autor de títulos como «Soldados de Salamina», «El impostor» y «Terra Alta», con la que ganó el último Premio Planeta. «Las leyes de la frontera» es una furiosa historia de amor y de desamor, de lealtades y de traiciones.

A través de un relato que no concede tregua, escondiendo su extraordinaria complejidad bajo una superficie transparente, la novela se convierte en una apasionada pesquisa sobre los límites de nuestra libertad, sobre las motivaciones inescrutables de nuestros actos y sobre la naturaleza inasible de la verdad.

La próxima semana, la colección ofrecerá «Mi isla», de Elizabet Benavent. Y así, cada domingo por 5,95 euros más el periódico, hasta quince títulos.
 


¿Qué les espera a los lectores con «Las leyes de la frontera»?

«De te fabula narratur», dice Horacio: la historia habla de ti. Eso es lo que me gustaría que encontrasen los lectores en este libro: una historia que habla de ellos.
 

¿Cómo surgió la idea?

Me pregunté cómo hubiese sido mi vida si, en vez de haber sido el adolescente burgués, empollón y más bien timorato que fui, hubiese cruzado la frontera y me hubiese unido a una de las muchas bandas de delincuentes juveniles que pululaban por las ciudades españolas durante mi adolescencia.
 

¿Cuáles fueron los mayores obstáculos que le surgieron?

Los mismos que surgen cuando escribo cualquier novela, y que se pueden resumir en uno: que lo que escribo no suene a literatura. Porque la auténtica literatura nunca suena a literatura: suena a verdad.
 

¿Cuál sería el lector ideal de esta obra?

El mismo que para todos mis libros: cualquiera que esté dispuesto a entregarse en cuerpo y alma a su lectura.
 

¿Cuál es su secreto para atrapar a los lectores?

Trabajar muchísimo para que el lector no note todo lo que he trabajado. O, dicho de otro modo: escribir (o tratar de escribir) novelas fáciles de leer y difíciles de entender.
 

¿Qué poso le ha dejado este título?

A mí, personalmente, el mejor posible: la sensación de que había escrito un libro que necesitaba escribir. Espero que al lector le deje la sensación de que ha leído un libro que necesitaba leer.
 

¿Qué le dejó más satisfecho?

Muchas cosas, de lo contrario no la hubiese publicado. Menciono una curiosa: hay gente que conocía los ambientes y la época que describo en el libro –bueno, en la primera parte del libro– y cree que todos los personajes que aparecen allí son reales y que no me inventé nada.
 

Escribir, ¿para qué?

Yo escribo por lo mismo que leo: por placer; para vivir más, de una forma más rica, más intensa y más compleja; también, como decía Fogwill, «para que no me escriban».
 

Deme tres razones para adentrarme en su obra.

El placer. El placer. El placer. Que es una forma de conocimiento.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook