21 de junio de 2019
21.06.2019

Variedad en las ilusiones

Manuel Caballero y Carla Otero destacan en la primera de las clases prácticas

21.06.2019 | 00:33
Un derechazo del alicantino Abraham Segura al primero de la tarde.

El sexteto de añojos de Daniel Ramos propició también el buen hacer del resto de alumnos participantes.

Cuidar la cantera. Esa es la clave. Como hicieron Antonio Martínez «Rondeño» y Luis Valero «Germi», homenajeados al comienzo del festejo de ayer. Merecido recuerdo, entregado por Mari Carmen de España en nombre del ayuntamiento, a quienes lucharon con los de abajo. Labor también de Arturo Blau Espadas.

Pero hoy no se cuida la cantera. Apenas se le da cancha, a pesar de festejos como la lección práctica que tuvo lugar ayer como apertura del grueso de corridas de toros que se darán sin solución de continuidad entre hoy y el día de San Juan. Bien por la empresa por traer un manojo de añojos que permitan a los chavales mostrar sus aptitudes y no andar demasiado asfixiados si aquellas no se dan. Los animales con el hierro de Daniel Ramos, con sus matices, resultaron idóneos para tal fin. Tercero y sexto fueron premiados con vueltas al ruedo como reconocimiento a tan buena colaboración en su lucha final.

También un éxito la asistencia de público, que cubría la mitad del aforo, y que otorgó un ambiente propicio al trofeo a veces engañoso, pero siempre afable.

El local Abraham Segura se llevó una orejita tras superar una voltereta al inicio de su labor de muleta. Bregó animoso, aunque sin terminar de definir, quizá algo afligido. Se le vio algo más hecho que a su compañero de escuela Jesús Díaz Hellín, con idéntico resultado auricular, aunque solo al final descubrió en una tanda diestra las posibilidades de su añojo. No mejoró el panorama con Daniel Encinas, que también cortó una oreja por la estocada.

El valenciano Eloy Sánchez mostró aprendido oficio, eficaz, aunque abusando del pico de la muleta. Dos orejas se llevó.

Tarde de manchegos


Lo mejor de la tarde vino de dos muchachos de la comunidad manchega. De Guadalajara llegó Carla Otero para mostrar un valor sereno e inteligente y cuajar excelentes pasajes por ambas manos. Solo el acero bajó la intensidad de su quehacer, de ideas claras y formas muy templadas.

Al albaceteño Manuel Caballero, hijo del homónimo matador de toros, se le concedió el rabo de flojo animal al que templó con buenas maneras en último lugar. Reposado, con embroque intenso, dio la sensación de que le faltó enemigo. Habrá que seguirlo.

Ginés Marín sustituye la esperada ausencia del sevillano Pablo Aguado

Completa la terna formada por Alberto López Simón y David de Miranda, con toros del hierro de El Parralejo
La anhelada presencia de Pablo Aguado finalmente no se ha podido producir, y a media tarde de ayer se confirmaba que el torero sevillano, triunfador de la última Feria de Abril y destacado también en el pasado San Isidro, no podría realizar el paseíllo debido a la cornada sufrida el domingo anterior cuando entraba a matar a su primer toro de la tradicional Corrida de la Prensa celebrada en Las Ventas.

En su lugar la empresa ha decidido anunciar a Ginés Marín, otro de los toreros destacados del ciclo isidril. Sin haber abierto la puerta grande, cerca estuvo de conseguirlo el 5 de junio, cuando cuajó una excelente faena al toro Poeta, de Garcigrande, y el palco presidencial le negó el trofeo que le habría abierto de nuevo una puerta grande que ya cruzó en 2017 en su confirmación de alternativa. Su toreo atesora una calidad inusual, tanto de capote como de muleta, y de él se espera mucho en los próximos años.

Una terna imposible


El cartel original ya había sufrido cambios, al caer el valenciano Román debido a la gravísima cornada sufrida igualmente en el ruedo venteño el 9 de junio también en la suerte suprema a un toro de Baltasar Ibán, cuando precisamente sustituía a Emilio de Justo.

Para cubrir el puesto del joven valenciano la empresa decidió incluir a David de Miranda, uno de los triunfadores más sonados del largo ciclo madrileño al desorejar al excelente Despreciado, de Juan Pedro Domecq, el 24 de mayo. El éxito del diestro onubense resultó especialmente intenso tras haber superado una lesión de vértebras causada por una cogida que sufrió en la localidad de Toro en 2017.

El cartel resultante supone, por tanto, la presentación en Alicante de los dos toreros, Marín y De Miranda, que estarán acompañados por Alberto López Simón, único superviviente de la combinación ideada inicialmente por Simón Casas y que ya actuó en Alicante el 24 de junio de 2017, triunfando al cortar tres orejas.

Los toros a lidiar llevarán el hierro de El Parralejo, ganadería formada con vacas y sementales de Jandilla y Fuente Ymbro, es decir, una de las ramas «domecq» que mayores éxitos ha cosechado durante las ferias más importantes de las últimas temporadas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook