18 de mayo de 2019
18.05.2019

El día en que Benedetti se «desmurió»

Luis García Montero y Juan Cruz recuerdan al poeta en un acto en el MUA por el 20 aniversario del Centro de Estudios Iberoamericanos que lleva su nombre

17.05.2019 | 22:50
José Carlos Rovira, Juan Cruz, Teodosio Fernández, Eva Valero, Manuel Palomar, Luis García Montero y Carmen Alemay.

«Cuando muera quisiera desmorirme / tan sólo por un rato para ver / cómo el mundo se lleva con mi ausencia». Estos versos de Mario Benedetti se hicieron ayer realidad. El poeta se «desmurió» durante unas horas y pudo ver que el Centro de Estudios Iberoamericanos de la Universidad de Alicante Mario Benedetti celebraba sus 20 años convertido en un referente de la literatura hispanoamericana; que su nombre se repitió decenas de veces en el estrado; que la admiración por sus versos y por su persona sigue intacta; que dejó huella en sus amigos Luis García Montero y Juan Cruz; que su poesía sigue emocionando y que su biblioteca de Madrid está bien custodiada por quienes le cobijaron en la UA.

Todo eso lo pudo ver el poeta y las cerca de doscientas personas que se dieron cita en el MUA para conmemorar las dos décadas del CeMaB, coincidiendo también con el décimo aniversario de la muerte del escritor uruguayo. «Era importante que un poeta popular fuese también un poeta respaldado académicamente para demostrar que la sabiduría y el conocimiento son una forma de estar en la vida». Lo dijo Luis García Montero, poeta, director del Instituto Cervantes y amigo personal de Benedetti, con quien compartió confidencias y fútbol (que no equipo), entre otras muchas cosas. «Su tarea fue de denuncia de lo injusto, pero supo unir la historia con la vida, porque la historia pasa también por los sentimientos, y nos enseñó a dialogar con nosotros mismos».

García Montero quiso destacar el papel de CeMaB, como «una referencia pionera a la hora de establecer la conciencia de lo que significa un idioma hablado por más de 600 millones de personas en el mundo», y como «un respaldo académico a muchos poetas hispanoamericanos».

Estuvo también para hablar de Benedetti Juan Cruz, periodista, escritor y compañero de batallas del poeta. «Fue un hombre siempre desamparado, desconfiado de ese pasado que lo había convertido en una especie de exiliado permanente, y aquí consiguió amparo. Él lo necesitaba y ustedes lo supieron ver. Yo como amigo suyo y editor, debo declarar mi propia gratitud por ese trabajo sentimental que tanto le ayudó».

El periodista recordó que el uruguayo escribía a mano y que en su casa de Madrid tenía unas sillas «bajas», «muy antiguas» en las que sus amigos, «García Montero, Benjamín Prado o Chus Visor lo acompañaban a ver el fútbol». Cruz destacó que «tenía miedo, parecía un niño», aunque «la editorial Visor le convirtió en un hombre feliz y la poesía, en un ser de multitudes».

En el acto participaron también los tres responsables del CeMaB a lo largo de estas dos décadas. El primero, José Carlos Rovira, que fue su fundador y que recordó cómo se fraguó la creación de esta entidad en 1999, en un acto en el Club INFORMACIÓN. «El 19 de mayo de 1999, el entonces rector de la UA, Andrés Pedreño, anunció la creación de ese centro en presencia de Benedetti, ya que vino para presentar las actas de su congreso,y le pidió que cediera su nombre».

«Alguien había intentado impedir el acto por razones políticas y tuvimos que cambiarlo de lugar», destacó el catedrático. «La actitud de Benedetti fue sin embargo que al aceptar el honoris causa había hecho promesa de velar por los intereses de la universidad y que en caso de conflicto, él sabía con quién tenía que estar».

Entre 2000 y 2012 fue Carmen Alemany la que llevó las riendas del centro y la que recibió la donación por parte del poeta de su biblioteca de Madrid. «Mario nos ofreció su nombre, nos tendió lazos con sus colegas escritores y llevó el nombre de la Universidad de Alicante por el mundo con el doctorado honoris causa».

Eva Valero, conductora del acto, dirige desde 2012 el CeMaB. «Celebramos una andadura y queremos compartirlo con quienes han participado en la trayectoria del centro», a través del que se ha realizado «la coordinación de una parte importante de la actividad académica y cultural de la UA centrada en Iberoamérica».

Tanto es así, que el rector, Manuel Palomar, de quien ahora depende el centro como proyecto institucional, aseguró que es «el momento de concebir renovados objetivos que permitan potenciar esta iniciativa de especial relevancia para la UA».

Congreso en Alicante en 2020 de la mano del Instituto Cervantes

Alicante será sede, a través del CeMaB, de un congreso internacional sobre Mario Benedetti que está organizando el Instituto Cervantes para 2020, con motivo del centenario del nacimiento del poeta. «Tuvimos ya una primera reunión en el Cervantes con José Carlos Rovira y Eva Valero, y vamos a tener otra próximamente para concretar detalles», anunció García Montero.

El también escritor acaba de firmar en Montevideo un acuerdo con el Ministerio de Educación y Cultura de ese país para preparar «como se merece» esta efeméride, «porque es un gran poeta, gran novelista, gran ensayista y una persona con una repercusión muy notable, y el Centro de Estudios y la Universidad de Alicante van a tener un papel significativo».

«Estamos en contacto también con la Fundación Mario Benedetti y lo que hay sobre la mesa en principio es organizar aquí un congreso que valore su figura y que atraiga a poetas hispanoamericanos contemporáneos, además de montar una exposición».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook