12 de marzo de 2019
12.03.2019

Un verano de jazz y otras músicas

Michael Nyman abre la programación estival del ADDA con el estreno el 29 de junio de una sinfonía por su 75 cumpleaños y lo cierra Pablo Milanés un mes después

11.03.2019 | 22:54
Un verano de jazz y otras músicas

Richard Bona, Paquito D'Rivera, Chucho Valdés, Ketama, Rosario Flores y Víctor Manuel, entre otros.

Tras unos años más diluido en la programación estival, el jazz vuelve este verano con más fuerza al ADDA con la marca Fijazz y otras músicas y con nombres como Richard Bona, Chucho Valdés y Paquito D'Rivera, junto al trío de Carles Benavent, Jorge Pardo y Tino Di Geraldo.

El jazz, el flamenco y las músicas del mundo, que en ocasiones se mezclan, dibujan el cartel del programa estival del auditorio alicantino, que comenzará el 29 de junio con la actuación del músico británico Michael Nyman, el «artista fetiche» del ADDA, como indicó ayer el diputado de Cultura, César Augusto Asencio, y que se cerrará el 28 de julio con el cantautor cubano Pablo Milanés.

Esta es la tercera ocasión en la que Nyman visita el ADDA tras grabar varias sinfonías y recibir un premio en 2016 y actuar con su banda en 2017. Como ya anunció este diario, el músico celebra su 75 cumpleaños con el estreno de una nueva sinfonía en Alicante acompañado por la orquesta ADDA Simfònica que dirige Josep Vicent.

El concierto 75 celebration contará también con una suite de una selección de bandas sonoras que el compositor creó para el cine y la segunda parte se centrará en su Segunda Sinfonía, idónea «para celebrar el verano», apuntó Vicent, que calificó la programación de «ilusionante» y «divertida».

El también director artístico del ADDA hizo hincapié en que las músicas representadas en el programa sirven de «puente entre estéticas distintas» y justifican el propósito del auditorio de «no poner límites ni barreras programáticas». Tampoco renuncia a utilizar la playa como escenario algún año: «Sigo soñando con hacer un concierto en el mar, pero aún no tenemos fuerza para ponerlo en pie».

A Nyman le sigue otro grande, el multiinstrumentista camerunés Richard Bona (4 de julio), que fue «el artista más valorado del festival de verano de hace dos años y merecía volver a actuar», indicó Vicent, tras añadir que en esta ocasión el músico de jazz llega con una propuesta que fusiona el flamenco, Bona de la Frontera, con el guitarrista Antonio Rey.

El clarinetista y saxofonista cubano Paquito D'Rivera aterriza el 11 de julio con su Carlberian Tour, en el que incorpora el toque de jazz latino a obras de Falla o Albéniz, y su compatriota el pianista Chucho Valdés lo hará el día 14 con un trío de jazz con tambores batá.

A medio camino entre el jazz y el flamenco se enmarca la actuación del trío formado por Carles Benavent, Tino Di Geraldo y Jorge Pardo, «en un concierto improvisado sin precedentes» que ofrecerán el 21 de julio.

La vuelta de Ketama a los escenarios y su cambio en el flamenco tras 14 años de ausencia se producirá en el ADDA el 13 de julio y Rosario Flores se subirá a las tablas el 20 de julio con su imponente puesta en escena que navega entre la rumba, el flamenco y el pop.

Los cantautores Víctor Manuel y Pablo Milanés, por separado, también veranearán en el ADDA. El asturiano presenta su nuevo disco Casi nada está en su sitio el 6 de julio y el cubano cierra el festival el día 28 con Esencia, un viaje imprescindible por lo mejor de sus 40 trabajos en solitario. Un día antes, el ADDA Simfònica recordará a Bernstein en su 100 aniversario con un repaso por West Side Story.

Las entradas, cuyo precio oscilará entre los 14 y los 60 euros, saldrán a la venta esta semana, con lanzamiento también de abonos. El presupuesto este año es de 116.000 euros, frente a los 169.000 de 2018, ya que la orquesta tiene su propio presupuesto.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook