08 de febrero de 2019
08.02.2019

El Gallo Crisis, el poeta y el pensador

La revista que unió a Miguel Hernández y Ramón Sijé se recupera en una edición facsímil realizada por el Instituto Gil-Albert

07.02.2019 | 22:56

La publicación oriolana, de la que salieron seis números, se reúne por primera vez íntegra con un estudio de Aitor Larrabide.

Es el reflejo de una época convulsa, una de las revistas literarias más destacadas de Orihuela de la primera mitad del siglo XX y, además, en ella público Miguel Hernández. El Gallo Crisis unió al poeta y al pensador Ramón Sijé, que dirigía esta publicación que afianzó la amistad de ambos. Los seis números de la revista, publicada en 1934 y 1935 -año de la muerte de Sijé-, se han reunido ahora en una edición facsímil de la mano del Instituto Juan Gil-Albert, con un estudio introductorio de Aitor Larrabide, director de la Fundación Miguel Hernández de Orihuela, que además ha cedido los originales de estos ejemplares para su publicación conjunta.

Ya se editó en formato facsímil en 1973 por parte del Ayuntamiento de Orihuela, con la diferencia de que ahora se han reproducido íntegramente y al tamaño exacto. «Por primera vez se ha reproducido al tamaño original y se ha incluido una separata, Pasión y compasión en el concepto de propiedad, que se había excluido en 1973», asegura el director del IAC Gil-Albert, José Ferrándiz Lozano, que presentó ayer este volumen junto al diputado de Cultura, César Augusto Asencio, y Larrabide.

Pero quizá lo más destacado de este nueva edición es que se ha publicado íntegra una página que fue censurada y no salió en el facsímil del 73. La parte «borrada», literalmente, hacía una crítica a Ernesto Giménez Caballero, intelectual del 27 defensor del fascismo. «La revista no veía en el falangismo una solución para España y criticó su figura», apunta Asencio. «Esa parte no entró en la edición del 73 porque era la época del régimen anterior y además Giménez Caballero vivía aún».

Para Larrabide, el hecho de que Miguel Hernández publicase en esta revista, que tenía como subtítulo Libertad y Tiranía, le da una mayor relevancia, pero «creo que tiene una entidad propia porque es el reflejo de una época convulsa». De hecho, que el poeta oriolano participase en ella puede resultar contradictorio, ya que la publicación era claramente de derechas y católica. «Puede que no se entienda, pero la amistad con Sijé era enorme; la revista quería aglutinar a los conservadores y a los católicos, y Sijé creía que debían vivir críticamente su fe y su condición de ciudadanos», destaca.

Por eso, se encuentran en sus páginas artículos contra las hipotecas o los bancos, atacando la apatía de los católicos, e incluso «critica que para entender la razón de España hace falta más que una falange».

Poemas y teatro

La revista, que se enviaba gratuitamente a quien no pudiera pagar las 2 y 3 pesetas a las que se vendía, no era literaria, «era más bien de pensamiento y filosofía», aunque Miguel Hernández contribuyó con sus poemas, al igual que otros autores como Luis Rosales o Félix Ros, «que dieron a la revista una presencia importante desde el punto de vista literario».

Del oriolano se publicaron en estas páginas los poemas A María Santísima, Eclipse celestial, El silbo de afirmación en la aldea, La morada amarilla (que dedicó a María Zambrano), El trino por la vanidad, Profecía sobre el campesino y dos escenas de El torero más valiente. Además, en el número 5, anunciaba el Silbo vulnerado.

La separata que ahora se incluye en la revista, que no está ni en la colección de El Gallo Crisis que posee la Biblioteca Nacional, la firma José María Quilez, notario que fue además quien financió la publicación. «La revista no tuvo mucho éxito, aunque tuvo cierto eco fuera porque aparecieron reseñas en diferentes publicaciones literarias».

En cualquier caso, El Gallo Crisis, con portada de Francisco de Díe, sirvió para afianzar la figura de Sijé en Orihuela. De hecho, su familia llevó en 2004 el archivo de Ramón Sijé para su digitalización a la Biblioteca Fernando Loaces y se le devolvió posteriormente. El año pasado se hizo lo propio con su biblioteca personal y ahora falta que se deposite el archivo, «en el que hay poemas de Miguel Hernández, cartas de poetas como Juan Ramón Jiménez o una carpeta con pruebas de imprenta de El Gallo Crisis», destaca Aitor Larrabide. «Creo que eso hará entender mejor su figura».

La presentación de la edición facsímil de El Gallo Crisis será el 15 de febrero, en la Biblioteca Pública María Moliner de Orihuela, a las 20 horas, coincidiendo con la fecha en que se estrenó el auto sacramental del poeta oriolano Quien te ha visto y quien te ve, escrito en el año 1933.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook