02 de enero de 2019
02.01.2019

La intrigante obra póstuma de Atanasio Die

Recopilan en Narraciones inacabadas los últimos relatos breves del prolífico dramaturgo de Orihuela. Los 21 cuentos se acompañan de 22 ilustraciones

01.01.2019 | 23:09

Literatura. El escritor oriolano Atanasio Die, fallecido en febrero de 2018, dejaba en su prolífica carrera más de 600 documentos escritos. En sus últimos meses trabajaba en unos cuentos que a nadie dejarán indiferentes.

Relatos de alta intensidad, realidad alterada, ambigüedad. Personajes extraños y malvados, inseguros. Algunos indefensos, obsesivos. Historias desgarradas y desgarradoras. De intriga, incluso terroríficas. Hay que ser atrevido para leerlo, tanto como fue su autor para escribirlo. Narraciones inacabadas es la obra póstuma del oriolano Atanasio Die, prolífico dramaturgo oriolano fallecido en febrero del año pasado. 21 cuentos acompañados de 22 ilustraciones y más de 300 páginas de intensa e inquietante literatura, encuadernada en una edición cuidada hasta al más mínimo detalle. Y hermética. Merecedora de las historias que contiene.

Atanasio Die fue un autor estrechamente vinculado a las artes escénicas. Por su labor como director del Grupo de Teatro Expresión y por su producción literaria, mayoritariamente dedicada a las obras teatrales. También realizó incursiones por los cuentos para niños e incluso por la poesía, pera Atanasio Die no tenía un libro de relatos para adultos. De esta manera, meses antes de su marcha decidió poner negro sobre blanco. Y lo hizo de forma valiente, con relatos de alta calidad expresiva que combinan situaciones duras, casi terroríficas, aterradoras, con suspense, intriga y deseo como filtro del eterno tema amoroso. Demostrando su pasión por la filosofía también trató la existencia. «Los relatos de este libro aportan dosis de alta calidad literaria», apunta el filólogo y crítico literario Sergio Galingo, que hasta ahora se había mantenido virgen con respecto al autor oriolano.

Galindo expresa que «la prosa de Atanasio Die es fluida, sabe ir al grano, hacer gala de una gran economía de medios o detenerse en pequeños detalles, recreándose y ralentizando el ritmo cuando es necesario».

Presencia dramática


Este profesor de Literatura en el Instituto Antonio José Cavanilles señala que en la obra «hay oficio y una fuerte presencia de la labor dramática del autor, que se deja ver en la agilidad de los diálogos y en cómo a través de ellos se nos individualizan los personajes». En cada relato de «Narraciones inacabadas» se deambula por la compleja mente de personajes que en algunos casos están al bordel del abismo, en situaciones límite que sorprenden y acaban generando ansiedad por saber más. «Algunas historias son impresionantes y enganchan muchísimo», subraya Galindo, quien recomienda leer estos textos con amplitud de miras, sin prejuicios. «Atanasio Die sabe unir elementos complejos que, pese a ser muy tratados en literatura, los aúna con mucho oficio y maestría, creando ambientes entre lo terrorífico y cierto realismo mágico», concluye Galindo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas