28 de abril de 2018
28.04.2018

Un regalo para Sempere

Julio Zachrisson, amigo del artista alicantino y vinculado a la ciudad, dona 31 obras gráficas al Museo de Arte Contemporáneo de Alicante

27.04.2018 | 23:11

Excelente grabador, el artista panameño de 87 años cree que con la donación salda su «deuda pendiente» con el de Onil.

El artista panameño afincado en Madrid Julio Zachrisson fue uno de los «elegidos» por Eusebio Sempere para que su obra formara parte de la Colección Arte Siglo XX que donó a la ciudad hace cuarenta años. Pintor, escultor y magnífico grabador, el artista de 87 años y amigo del creador de Onil ha decidido donar buena parte de su obra gráfica al museo impulsado por Sempere para añadirlo a sus fondos de forma permanente y sin contraprestación económica alguna.

Un total de 31 obras de este artista –10 grabados, 17 litografías, 3 linografías y 1 serigrafía de diversas épocas– se encuentran depositadas ya en el Museo de Arte Contemporáneo de Alicante (MACA) a la espera de que en breve se formalice la donación, que deberá aprobarse en junta de gobierno del Ayuntamiento de Alicante. La donación se ha hecho posible gracias a la mediación del artista alicantino Eduardo Lastres, gran amigo de Zachrisson desde hace décadas, dado que él no ha podido desplazarse por problemas de salud.

A sus 87 años, Zachrisson padece una ceguera por glaucoma –«eso es una desgracia tremenda porque tenía muchos proyectos por hacer aún», se lamenta– pero conserva la lucidez intacta y explica el porqué de la donación de su obra a Alicante.

«Mi amistad con Eusebio [Sempere] viene desde hace muchísimos años en Madrid, donde yo vivo desde 1961. Nos veíamos mucho, hacíamos exposiciones y recuerdo que él siempre tenía la idea de hacer un museo en Alicante y me decía: "Cuento contigo'', y yo le respondía: "No faltaba más'', aunque yo lo veía una obra muy lejana», explica el artista, cuyo aguafuerte Susana y los pájaros fue la pieza seleccionada para la colección de Sempere.

«Ahí se quedo la cosa, la eligieron entre él y Gonzalo Fortea –uno de los fundadores de la desaparecida Galería Italia–. Pero él quería tener más obra mía, era algo que estaba pendiente y por eso hago la donación, porque me comprometí. Me hubiera gustado cederle esto en vida, pero nunca es tarde», apunta, tras indicar que Lastres ha ejercido de «comisario» en la selección de las piezas elegidas para la donación, junto al grabador americano Denis Long, responsable en Madrid de un conocido taller de grabado.

Lastres apunta, además de su «amistad y admiración mutua» con Sempere, del que posee varias carpetas con obra gráfica, el vínculo que Zachrisson mantiene con la ciudad de Alicante desde hace cuatro décadas, dada su amistad con Fortea y Paco Pastor, responsables de la Galería Italia, donde expuso su obra en dos ocasiones, la primera vez en el año 1975, al igual que en las galerías Mácula (1989) y Aural (2003), así como en la Fundación Eberhar Schlotter (2000), pintor con quien también mantuvo amistad.

«Zachrisson tiene reconocimiento nacional e internacional, en Panamá es considerado un Picasso y en España fue el primero en recibir el Premio de Grabado Aragón Goya en 1996, al que siguió Antonio Saura. Su figura se reivindica con el grabado pero su pintura también interesa mucho y muestra un rigor absoluto en todo lo que hace», explica Lastres, quien añade que, tras su llegada a Europa en 1959, la obra del artista «es una mezcla impactante de culturas, donde hay una lucha positiva entre la tradición europea y la cultura latinoamericana, donde gana el Caribe».

A su juicio, es un «verdadero honor que el MACA cuente con estos fondos, primero porque es uno de los artistas requeridos por Sempere para su colección, fue muy querido en la Galería Italia y mantuvo un vínculo estrecho con Alicante». Algo que confirma el propio Zachrisson, que señala que «siempre he mantenido ese vínculo, es la ciudad con la que más contacto he tenido».

La conservadora del MACA, Rosa Castells destaca su calidad como grabador, «es un maestro en todas las modalidades y técnicamente son extraordinarias» y destaca en él la tradición de Goya, Durero o Rembrandt. En el informe sobre la donación, apunta que «sería de gran interés poder contar con esta generosa donación que ahonda en la maestría de este artista como excelente grabador y que enriquece los fondos artísticos de obras de papel del museo» con el fin de custodiarlas, conservarlas, estudiarlas y difundirlas».

Una vez se apruebe la donación, el MACA deberá exponer su obra.

La obra de Zachrisson forma parte de importantes colecciones como las de la Biblioteca Nacional de España, el Museo de Arte Contemporáneo de Madrid o el Museo del Grabado en Fuendetodos, Zaragoza; Museo de Arte Contemporáneo de América Latina (Washington, D.C.), Museum of Modern Art y Metropolitan Museum of Art (ambos en Nueva York), Museo de Posnam (Polonia), Cincinatti Art Museum, (Cincinatti, Ohio), Instituto de Artes Gráficas (Oaxaca, México), así como en colecciones alrededor del mundo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine