21 de noviembre de 2011
21.11.2011

Todo empezó en Fernando Po

Miguel Gutiérrez Garitano recibe el IV Premio de Literatura de Viajes Camino del Cid en la Diputación de Alicante por su particular acercamiento "con un toque literario y periodístico" a Guinea Ecuatorial

21.09.2011 | 02:00
El escritor Miguel Gutiérrez Garitano, ayer tras recibir el Premio de Literatura de Viajes Camino del Cid en Alicante.

Por las calles de Vitoria, una madre le espeta a su hijo: "Si te portas mal te vamos a enviar a Fernando Po". Esa mención inconsciente de una de las islas de Guinea Ecuatorial, a Miguel Gutiérrez Garitano (Galdakao, 1977) le dio risa, pero también le hizo pensar que no estaba del todo equivocado cuando le daba vueltas a recuperar la historia de la colonia española independizada en 1968. Y lo hizo en la que ha sido su primera incursión literaria, aunando historia, relato periodístico y aventura. El libro: La aventura del Muni. El resultado: recibir el IV Premio de Literatura de Viajes Camino del Cid.
Este galardón, dotado con 13.000 euros (10.000 para el autor y 3.000 para la editorial, en este caso Ikusager), le fue entregado ayer al periodista y licenciado en Historia vasco por Luisa Pastor, la presidenta de la Diputación de Alicante, una de las ocho instituciones provinciales que conforman el Consorcio Camino del Cid y entidad que ostenta su presidencia este año.
El autor afirma que ha escrito "el libro que me hubiera gustado leer a mí". Por eso, utiliza la figura del explorador vasco del siglo XIX Manuel Iradier como "columna vertebral" del texto, pero con el río Muni "como protagonista". Para ello, estuvo tres meses en Guinea en dos viajes distintos y también amplió la documentación que ya arrastraba en su mochila desde niño: Simbad, Sandokan, Tin Tin... con la biblioteca familiar. "Iradier fundó la Sociedad Geográfica de Vitoria, que fue la primera del estado español y cuando se refundó en 1989 como Sociedad Africanista, mi padre y mi tío pertenecieron a ella; también mi hermano estuvo trabajando en Guinea, así que era un tema muy presente en casa".
El autor, que quedó enganchado a la literatura de viajes con El camino más corto de Manu Leguineche, asegura que no ha hecho una historia de buenos y malos, sino "la recuperación de unos hechos no desde el punto de vista del historiador sino con un toque literario y periodístico".
Dice que hace dos años cogió una mochila y comenzó a hacer el Camino del Cid. Por circunstancias llegó solo hasta Valencia. "El destino, de una manera diabólica, me ha hecho estar hoy aquí, en Alicante, para acabar mi ruta".
Al acto de entrega del galardón acudieron la presidenta del jurado, la periodista Rosa María Calaf, así como otros miembros del mismo, entre ellos, el escritor Óscar Esquivias y el periodista Ángel Martínez Bermejo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook