29 de abril de 2011
29.04.2011
Jesús Aranaz. Jefe de Medicina Preventiva del Hospital de Sant Joan

"Hay quien plantea que el sistema sanitario de España es insostenible"

29.04.2011 | 02:00
El médico Jesús Aranaz, que hoy recibe el Premio Balmis.

El médico y profesor de la UMH Jesús Aranaz recibe esta noche el Premio Balmis que conceden la Fundación Balmis y el Rotary Club Alicante.

¿Qué supone para usted recibir este premio?
Un premio de la naturaleza del Balmis es para cualquier profesional de la salud pública un honor, a la vez que una ilusión y un estímulo para seguir trabajando con las premisas que inspiraron la trayectoria del prócer Francisco José Balmis. Tengo la seguridad de que al otorgarme el premio también se da un reconocimiento implícito a mis colaboradores del hospital.
¿Qué aspectos cree que habrá valorado el jurado para concederle el premio?
Sinceramente los desconozco. En la declaración programática figura el reconocimiento a las aportaciones en vacunas, epidemiología o medicina preventiva de los profesionales de la salud pública en España. Supongo que habrán realizado consideraciones desde la práctica clínica a la investigación y su impacto en las publicaciones científicas.
¿Cómo valora el estado actual del sistema sanitario español?
En España tenemos la fortuna de contar con uno de los sistemas sanitarios de salud más eficientes del mundo. Con una proporción del PIB baja destinada a sanidad, mantiene indicadores de salud absolutamente competitivos en el escenario internacional. Tiene una cobertura universal, considera la salud como un derecho y ofrece una cartera de servicios de las más amplias de Europa.
¿El sector se ve afectado por la crisis económica?
Para algunos autores hay crisis de legitimidad, para otros de eficiencia, para otros de equidad, e incluso hay quien plantea que con riesgo de sostenibilidad.
¿Y usted qué cree?
Que nuestro sistema actual ha pasado la mayoría de edad. Este año cumple la Ley General de Sanidad 25 años, y aunque el tango diga que 20 años no son nada, en este ámbito seguro que como mínimo ha llegado el momento de los balances y reflexiones acerca de sus posibilidades de mejora.
¿Cree que la sanidad española se ha quedado "obsoleta" en algunos aspectos en relación al avance de la sociedad?
No, en modo alguno. Tenemos poco que envidiar en nuestro entorno. Tiene lógica que en el mundo occidental se estén demandando permanentemente mejoras y se aspire a lo mejor, porque rápidamente tenemos información de dónde y cómo se puede alcanzar esa excelencia. La Red permite, desde conocer en línea el progreso de las epidemias, como hemos podido comprobar con la gripe Aviaria o con la gripe H1N1, a saber cuál es el último avance tecnológico en robótica quirúrgica, y desde los profesionales a la población, todos generamos expectativas que deseamos cubrir cuanto antes.
¿Qué representa para usted la figura de Balmis?
Se han destacado siempre las cualidades de tenaz y perfeccionista. De no haber sido por ellas nunca habría logrado dirigir la Real y filantrópica expedición de la vacuna frente a la viruela, frenando las epidemias que estaban arrasando a la población indígena americana. A mí me parecen igualmente destacables su capacidad de trabajo en equipo y su vocación de servicio, imprescindibles para quien quiera dedicarse a la salud pública.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook