13 de octubre de 2010
13.10.2010
En función de los resultados

Aqualandia se plantea adquirir Terra Mítica el próximo año

Los nuevos gestores del parque podrían adelantar la compra del complejo de ocio

13.10.2010 | 02:00
Visitantes ayer en Terra Mítica en el último día de apertura de la temporada 2010.

Terra Mítica echó ayer el cierre a la temporada 2010, la décima completa desde que abriera sus puertas bajo el auspicio de Eduardo Zaplana y ante un futuro lleno de expectativas y, por fin, con gestores privados que han venido a quedarse. No en vano, fuentes de Ocio y Parques Temáticos, la empresa que gestiona el recinto desde el primero de agosto, no ocultaban ayer la intención de la sociedad de adquirir el complejo durante el próximo ejercicio.
El último día de la temporada 2010 de Terra Mítica no fue muy distinto de los anteriores. Poca gente, poco ambiente en general y muy lejos de los agobios. A las once de la mañana algunas atracciones permanecían aún sin funcionar debido a la escasez de público. La previsión meteorológica, nada halagüeña, no invitaba precisamente a pasar un día en el parque temático. Por eso en las primeras horas se veían pocos clientes. Ni una sola cola en las atracciones y apenas un grupo de jóvenes suelto por aquí, una familia por allá o una pareja un poco más lejos. A medida que avanzaba el día el complejo se animaba un poco más. La animación musical de la abeja Maya y su amigo Willi congregaba en la entrada a medio centenar de personas que querían retratarse con los nuevos personajes del parque. Más arriba, en Grecia o Roma, la cosa estaba más desangelada. Luego, con la lluvia, el recinto se vació.
Y es que pasado el verano, la afluencia de visitantes ha seguido cayendo. Terra Mítica cierra el ejercicio con un descenso aproximado del 20% de sus clientes, para totalizar unos 540.000 en este ejercicio. Lejos de las previsiones. Y en lo económico las cosas no han ido mejor. Fuentes del parque calculaban que las pérdidas de este año serán "muy similares" a las de 2009. "Unos 15 millones de euros" en los que se incluyen, no obstante, algunas amortizaciones.

Objetivos
El primer objetivo es llegar a 800.000 visitantes el año que viene. "Eso sería un resultado positivo para pensar en nuevas inversiones", recalcaron las mismas fuentes. Ocio y Parques Temáticos insiste en que su intención es comprar. "No vamos a estar haciendo una gran inversión para luego no quedarnos el parque" aducen. De hecho, en el contrato de alquiler con opción a compra quedaba reflejado que la adquisición tendría que hacerse antes del tercer año. "Nosotros esperamos comprar Terra Mítica ya este próximo ejercicio", anunciaban estas fuentes, aunque estará en función de los resultados económicos.
Pese a todo, la nueva dirección es consciente de que "queda mucho trabajo por hacer". En ese sentido, lo primero será hacer "una gran parada técnica" durante seis meses para maximizar las atracciones. "Que haya menos tiempos de espera y un mejor servicio, evitar que haya atracciones cerradas, crear zonas de agua para que el público pueda refrescarse y mucha vegetación con zonas de sombra". Esos son algunos de los pilares en los que se sustentará la primera gran inversión de los nuevos gestores. "Tenemos la ilusión y las ganas, pero también los pies en el suelo porque con este número de visitantes el parque es inviable. Se trata de lavar la imagen y devolver la confianza a los clientes". Así se expresaba Joaquín Valera, director general de Ocio y Parques Temáticos, quien confiaba en que las cifras positivas no tardarán en llegar. "Si recuperamos visitantes, siempre habrá más posibilidades de lograrlo. Vamos a dar un buen producto y si el año próximo hay beneficios, mucho mejor".

"Era necesario un jefe que se implicase más"

Los trabajadores de Terra Mítica encaraban ayer el último día de la temporada y el último en el recinto para algunos de ellos. Pese al cierre adelantado y el cambio de gestores, los empleados, en su mayoría eran optimistas con respecto al futuro del complejo. Susana, una fija discontinua, explicaba que "ahora vemos la situación mejor. Nos han explicado lo que se va a hacer y creo que la nueva dirección hará un mejor trabajo". Esta trabajadora no ocultaba que hace unos meses "teníamos una gran incertidumbre" que ahora ya no tienen. Entre los aspectos positivos, recalcaba que entre los nuevos proyectos está "abrir más días" lo cual redundará de forma positiva en sus cotizaciones a la Seguridad Social.
Otro empleado indicaba que "no se puede ser muy optimista con respecto al trabajo en general con esta crisis, pero en Terra Mítica era necesario un cambio". Este trabajador era más tajante que su compañera si cabe. "Terra Mítica necesitaba un jefe, un dueño, alguien que se implicase más".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook