28 de junio de 2010
28.06.2010

El Ayuntamiento de Benidorm rinde  un homenaje a  las víctimas del terrorismo con un acto institucional

El alcalde se muestra convencido de que el fin de los actos violentos está "cada día más cerca"

28.06.2010 | 02:00
Instante del homenaje que se celebró ayer en el Ayuntamiento de Benidorm.

El Ayuntamiento de Benidorm rindió ayer un sentido homenaje a las miles de víctimas del terrorismo del país, con un acto institucional celebrado en el salón de plenos del consistorio, en el que lucía un enorme lazo negro, como símbolo y recuerdo de todas ellas.
Esta ceremonia tuvo lugar coincidiendo con el homenaje que el Congreso de los Diputados ofreció también ayer a las víctimas del terrorismo, un acto que presidieron los Reyes de España.
Por su parte, el homenaje que se llevó a cabo en Benidorm estuvo presidido por el alcalde de la ciudad, Agustín Navarro, quien afirmó que "el único fin del terror y sus secuaces sólo es uno: la cárcel".
Navarro estuvo acompañado por el presidente de la Asociación de Víctimas del Terrorismo de la Comunidad, José Vicente Villegas, así como por miembros de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, el teniente de la Guardia Civil, Jesús Charneco; el inspector jefe de la Brigada de Información del Cuerpo Nacional de Policía, Fernando Mencía, y el intendente de la Policía Local, Pedro Moya.
El acto, al que acudieron víctimas del terrorismo de Benidorm y comarca, así como familiares y amigos de víctimas y los miembros de la corporación municipal, además de numerosos benidormenses, se inició con un minuto de silencio, seguido por las notas musicales de un violín, un violonchelo y una flauta.
A continuación, el alcalde pronunció un discurso en el que recordó a las miles de víctimas que han fallecido a causa de "la sinrazón del fanatismo dogmático e irracional del terrorismo".
Navarro destacó "el firme rechazo que ha demostrado siempre la sociedad española a la violencia terrorista de toda índole, y su apoyo incondicional a las víctimas y a sus familias".
El alcalde añadió que "Benidorm ha reaccionado siempre de forma ejemplar en las escasas ocasiones en las que los fanáticos han querido desestabilizar al sector turístico español". El regidor dedicó su "recuerdo más sincero y emocionado a todas estas personas que ya no están entre nosotros". También felicitó la labor de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado, pues "llevan a cabo un rastreo incesante de la huella terrorista".
Asimismo, resaltó "la implacable labor policial que ha efectuado importantes detenciones de etarras en los últimos días y que, en lo que va de año, ha capturado a 55 personas por presunta pertenencia a la banda asesina ETA, entre ellos a destacados miembros de su cúpula".
El alcalde expuso la importante colaboración policial del resto de países de la Unión Europea, así como la especialización policial en el cerco al terrorismo etarra, las células islamistas y los grupos terroristas que intentan establecerse en España.
"La futura Ley de Reconocimiento y Protección Integral de las Víctimas del Terrorismo, que ahora se está preparando en el Parlamento, tendrá efectos retroactivos y podrá aplicarse a actos cometidos a partir del 1 de enero de 1960", según Navarro.
El texto legislativo "también incluye, como habían solicitado los colectivos de afectados, la consideración de las personas amenazadas, entre las que encontramos a policías, guardia civiles, empresarios y un largo etcétera que incluye a toda la sociedad civil".
El alcalde de Benidorm se mostró convencido de que el fin de los violentos "está cada día más cerca" y afirmó que "sobre ellos caerá todo el peso de la Ley y la Justicia, pues la democracia no retrocederá ni un ápice ante el fanatismo y las balas". Igualmente, auguró "un futuro, que es cada vez más presente, en paz".
El acto finalizó con la interpretación de "El cant dels ocells", de Pau Casals.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook