09 de junio de 2010
09.06.2010

Una sola patrulla para vigilar cuatro municipios

La AUGC denuncia una avalancha de más de 20 bajas en la Guardia Civil de Altea por los turnos de trabajo impuestos por la teniente jefe del puesto

09.06.2010 | 02:00
Imagen del cuartel de la Guardia Civil de Altea donde está destinada la teniente objeto de las críticas de la AUGC.

Cuatro municipios de la Marina Baixa están más desprotegidos desde hace poco más de una semana a causa de una avalancha de bajas médicas de guardias civiles destinados en el Área de Prevención de la Delincuencia del puesto de Altea, según ha denunciado la Asociación Unificada de Guardias Civiles (AUGC). Según la AUGC, las bajas son consecuencia del sistema de turnos de trabajo impuesto por la teniente jefe del cuartel alteano, lo que ha provocado que sólo haya una patrulla disponible por turno para vigilar Alfaz del Pi, La Nucía, Polop de la Marina y Altea, donde residen 70.000 personas censadas además de varios miles más que llegan de vacaciones o de forma ocasional a esta zona turística de la provincia.
Hace casi un año la AUGC ya reclamó el cese inmediato de la teniente jefe del puesto principal de Altea y el "polvorín" que había entre muchos agentes del cuartel acaba de estallar y desde hace aproximadamente diez días se han registrado más de 20 bajas entre los agentes que realizan servicio de seguridad ciudadana, por lo que la unidad, que cuenta con unos 33 efectivos, está actualmente sin el 70% de los guardias civiles, según los datos facilitados por la AUGC. Esta asociación vuelve a reclamar el relevo de la teniente y que destinen al puesto "a un jefe al que sólo se le pide equidad e igualdad entre todos y cada uno de los guardias civiles que lo componen".
Las fuentes de AUGC indicaron que los responsables del puesto de Altea tienen que recurrir a las policías locales de los cuatro municipios para poder atender las emergencias que se producen diariamente.
Los dos agentes que patrullan de uniforme a diario en tres turnos por los cuatro municipios que dependen del puesto de Altea resultan a todas luces insuficientes, según denuncia la Asociación Unificada de Guardias Civiles.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook