17 de octubre de 2008
17.10.2008
NUEVO PROYECTO CINEMATOGRÁFICO DEL TAPIS

Western para romper barreras

Veinte alumnos del Taller Prelaboral de Inserción Social de Benidorm se visten de gala para el estreno de su tercer cortometraje, ambientado en el oeste y que llevarán a festivales nacionales e internacionales

17.10.2008 | 02:00
Los protagonistas de "Johnny Balines..." saludan al público a su llegada al evento. A la derecha, un fotograma del cortometraje

"Simplemente todas las personas merecen una oportunidad". Con esta frase acaba el último cortometraje de los alumnos del Tapis de Benidorm, que ayer se estrenó con todos los fastos dignos del mismísimo Hollywood. Aunque ninguno de ellos es actor profesional, tampoco les hace falta. Delante de la cámara olvidan su pequeña discapacidad para mostrar su valía. Pero no se resignan a quedarse ahí. A partir de ahora, llevarán su talento a donde haga falta para demostrarlo.

Focos, aplausos, coches de lujo, cámaras, fotografías y más aplausos. Así comenzó ayer una tarde que para los veinte alumnos del Taller Prelaboral de Inserción Social de Benidorm, Tapis, será difícil olvidar. La velada prometía, porque había llegado el estreno de su tercer cortometraje, que llegaba después del éxito cosechado con "Superminusman", su trabajo anterior. Y no defraudó.
"Johnny Balines y la Pluma Sagrada" es el título de este trabajo, realizado por la productora Blau Eventos Audiovisual con guión de Mónica Pérez, la coordinadora del Tapis, y dirección de Alberto Gutiérrez. Su presentación logró anoche abarrotar de público el salón de actos del Ayuntamiento. Veintitrés minutos de acción, de indios y vaqueros, de sheriffs y vendedores de pócimas milagrosas, de malos, de héroes y de chicas guapas, al más puro "spaghetti western" y en el que sus protagonistas olvidan ante las cámaras su discapacidad intelectual para para llenar de talento y humor todas sus frases.
La historia se desarrolla en el poblado "Benichigan City" y tiene como protagonistas a Felipe del Campo, en el papel de Johnny Balines, y a Cristina Benavides, que encarna a Susi Pistolas. Junto a ellos actúan Jaime Guardiola, el Sheriff; Miguel Gil, el jefe indio; Juan Manuel Abellán, el Potro Ramiro y Mario Arenas, Enrique Alegría, Jaun Gilabert y Mario Saiz, que interpretan a los Hermanos Placton. A todos ellos se unen el resto de jóvenes del Tapis y otros discapacitados del Centro Ocupacional Doble Amor y de la Asociación de Minusválidos, Asmibe, además de extras y colaboradores, entre los que no falta el alcalde, Manuel Pérez Fenoll, y la edil de Bienestar Social, Carmen González, que encarnan a unos "guiris" perdidos en el lejano oeste; la monitora del Tapis, Begoña Sánchez; el actor Miguel Such o la banda Vickyleytones, artífices de la banda sonora.

La mitad de un largo camino

El estreno de "Johnny Balines..." es un paso más en el proyecto del Tapis y la productora Blau. La idea surgió hace nueve meses y tras semanas de ensayos, partió rumbo al Far West de El Campello para seis largos días de rodaje. El apoyo económico de la CAM, Soroptimist y Club de Leones, y otras colaboraciones, permitió contar con un presupuesto de 24.000 euros para la producción. A partir de ahora, el corto viajará a los ocho festivales de discapacitados que se celebran en el país y otros tres fuera: Moscú, Londres y Los Ángeles. También irán al resto de festivales del territorio nacional.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook