21 de abril de 2011
21.04.2011
Información

Toni Navarro: "Seguimos haciendo historia"

El presidente del Mar Alicante se mostró muy emocionado tras el encuentro

17.04.2011 | 02:00
La sueca Anna Lagerquist y la alicantina Isa Ortuño, ayer durante un lance del encuentro.

El Pitiu Rochel presentó ayer un ambiente digno de una semifinal de Recopa de Europa. Las circustancias del partido requerían un ambiente de fiesta y así fue, pues la ciudad respondió y volvió a llenar las gradas del pabellón alicantino como en las anteriores eliminatorias europeas. Los rugidos de la afición con cada gol del Mar eran ensordecedores y en ningún momento dejaron de animar a las jugadoras.
El palco también presentó más movimiento del habitual. La concejala de Deportes, Isabel Fernández, no se quiso perder el encuentro y disfrutó como una aficionada más junto al presidente del Mar, Toni Navarro. Además, también acudieron Alfonso Mendoza, delegado de Urbanismo, el vicepresidente de la Federación de Hogueras, José Luis Torres, y el presidente de la Federación de Balonmano, Juan de Dios Román.
La importancia del partido, la dificultad por tener que remontar dos goles y la tremenda igualdad entre ambos equipos durante el choque, hizo que el resultado y la satisfacción final fuesen todavía más grandes.

Sonrisas y lágrimas
El presidente del Mar Alicante, Toni Navarro, ha vivido muchas alegrías con su equipo pero la de ayer fue especial. Tras el pitido final, el dirigente no pudo contener la emoción y su rostro se llenó de lágrimas de alegría. Su Mar Alicante se había metido en toda una final de Recopa de Europa y la emoción no era para menos.
"La que hemos liado", dijo el dirigente ya a pie de campo, cuyo móvil echaba humo a los pocos minutos de finalizar el encuentro. Todo el mundo quería felicitarle porque saben lo que ha sufrido.
"Seguimos haciendo historia en el deporte de Alicante, la ciudad se lo merece y nosotros también", expresó Navarro, que le dedicó la victoria a la afición y dijo que "todavía no hay que pensar en la final", y que ahora "toca disfrutar del momento".
Y vaya si lo disfrutaron. Los litros de agua volaron en la pista del Pitiu y ni el entrenador, Ángel Sandoval, se libró de salir empapado. El técnico, también muy emocionado, se mostró convencido de la superioridad de su equipo sobre el Lugi, el cual dijo que no "ha demostrado nada nuevo" respecto al partido de ida. "Las chicas han conseguido algo histórico y se merecen disfrutarlo, ya pensaremos en la final más adelante", finalizó el entrenador.
Otra de las protagonista en la celebración fue Isabel Ortuño. La "17" del Mar logró 11 goles y fue la mejor de su equipo, pero ella no dudó en darle el mérito a todo el equipo, que hizo, según ella, "un auténtico partidazo".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook