18 de mayo de 2018
18.05.2018
Santa Pola

Chiringuitos a un paso

El Ayuntamiento adjudica los nueve quioscos desmontables para el litoral de la villa marinera ?Tres de las cinco concesionarias son empresas

17.05.2018 | 21:26
Chiringuitos a un paso

Adjudicaciones. Un total de tres empresas y dos particulares pasarán a gestionar los nueve quioscos desmontables a lo largo del litoral de Santa Pola. El Ayuntamiento calcula que el servicio comenzará a prestarse en julio y hasta el final de la época estival.

Un verano más vecinos y turistas podrán tomarse un refrigerio a pie de playa en Santa Pola, aunque todavía se desconoce la fecha en la que los chiringuitos estarán instalados por todo el litoral. Según las previsiones de los trámites administrativos, podrían ponerse a funcionar antes del mes de julio, aunque dependerá, en parte, de la prisa que quieran darse las nuevas concesionarias de estos servicios.

El Ayuntamiento de Santa Pola hizo efectiva en un pleno extraordinario esta semana la adjudicación de los nueve lotes de quioscos que se han planteado con el nuevo pliego técnico. De acuerdo a la memoria económica que presentaron, finalmente serán tres empresas dedicadas al mundo de la hostelería y los deportes náuticos quiénes gestionen seis de los nueve chiringuitos.

La empresa Parres Center Club se pondrá al frente del puesto de la Cala de la Ermita y de Cala I y III de Santiago Bernabéu. Durante la sesión, en la que se determinaron las mejores ofertas con todas las valoraciones técnicas, se dio a conocer que esta mercantil será la concesionaria, también, del chiringuito en la plaza de Castilla, que se ubicará junto a los restos de la cafetería Peña Grande, aunque ha concurrido en un proceso de licitación distinto al que se presentaron otros tres interesados. El quiosco mantendrá las mismas condiciones técnicas de 70 metros cuadrados, 50 de terraza y 20 de cocina, como la mayoría de los chiringuitos planteados.

Por su parte, la empresa alicantina San Telmo Gastrobar se hará con los dos chiringuitos más grandes, el de Varadero y el Bancal de l'Arena, ya que la oferta económica fue la más atractiva, y rozaba los 60.000 euros para cada puesto. Estos quioscos se encuentran en zona de servidumbre de protección y tendrán la posibilidad de funcionar como restaurante, ya que tienen 150 y 300 metros, respectivamente, con unas dimensiones que se sitúan entre los 40 y 60 metros de cocina, lo que permitirá la elaboración de comidas.

En cuanto al quiosco de la playa de Tamarit, será asumido por la empresa Herga Hostelería, que no tuvo competencia, ya que fue la única que pujó por esta zona. Los tres chiringuitos restantes, el de Cala Santa Pola del Este, Cala dels Gossets y Bancal de l'Arena-playa, serán gestionados por dos particulares, que han sido concesionarios en el anterior ejercicio.

Ahora sólo queda que la adjudicación se publique en el Boletín Oficial de la Provincia (BOP) y que los concesionarios del servicio firmen el contrato, que será para diez temporadas estivales. Aunque se han retrasado los plazos para ejecutar el servicio, previsto para junio, estas instalaciones desmontables estarán en activo hasta finales de septiembre, mediados de octubre o finales de noviembre, dependiendo del chiringuito, mientras que para el ejercicio de 2019 algunos como los de Santiago Bernabéu comenzarán en marzo a funcionar, según se desprende del pliego de cláusulas administrativas.

Por otro lado, en cuanto se formalice el contrato, estas instalaciones de madera deberán estar completamente ejecutadas en un plazo límite de 60 días.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
anteriorsiguiente