13 de junio de 2010
13.06.2010
Santa Pola

Las obras de desdoblamiento de la carretera a Elche finalizan en noviembre

La ejecución ha superado el ecuador de los trabajos con uno de los lados del vial ejecutados

13.06.2010 | 02:00
Las obras han superado ya el ecuador y un margen de la carretera ya está finalizado.

Las obras de desdoblamiento de un tramo de la carretera CV-865 que une Santa Pola con Elche acaban de sobrepasar su ecuador y marchan a buen ritmo por lo que concluirán, según las previsiones, hacia el próximo mes de noviembre.
Por el momento, ya se han ejecutado la mitad de los trabajos y se han acabado los dos carriles del tramo que van de Elche hacia Santa Pola y la acera de ese lado. Además, también se ha colocado toda la iluminación central de la mediana y ésta se halla terminada en un 60%.
Asimismo, las obras también han requerido la previa sustitución y traslado de las tuberías de agua potable de la Mancomunidad de Canales del Taibilla, que se encuentran ya convenientemente canalizadas. Del mismo modo, también están instaladas ya las conducciones de riego por goteo que se utilizarán en las rotondas para su ajardinamiento.
De hecho, en el tramo que se está desdoblando se incluirán dos rotondas y una de ellas servirá para crear un nuevo y mejorado acceso al polígono industrial IN2. Ésta se situará a la altura de los viveros y se completará con una actuación posterior que conllevará crear un vial que dé acceso a la zona industrial a partir de esta rotonda. Con ello, ésta tendrá dos accesos y tres salidas.
La otra rotonda se ubicará tras la curva del restaurante Picola, y servirá de acceso a la zona de residencias que existe en el área.
El alcalde, Miguel Zaragoza, explicó que falta el tramo derecho en dirección a Elche, ya que actualmente ya se encuentra toda la iluminación y la mediana casi ejecutada. "Después vendrá adecuar toda la vegetación que irá en ésta y en las rotondas, que tendrá riego por goteo".
El primer edil destacó que el objetivo de toda esta actuación es mejorar la seguridad vial y que no se produzca ningún accidente en esta carretera que recibe una gran cantidad de tráfico, que aún es mayor en los meses de verano.
La actuación tiene como fin la mejora de la seguridad vial desde el kilómetro 9,65 al punto kilométrico 11, lo que supone un tramo de 1,350 kilómetros que transcurren desde el pabellón de Els Xiprerets en dirección a Elche e incluye la entrada al polígono industrial.
La Conselleria de Infraestructuras ha destinado un total de 1.960.000 euros a este proyecto que contempla la creación de dos carriles de acceso al municipio y dos de salida separados por una mediada. Además, también se incluye acera en ambos lados de la carretera y un carril bici en el margen derecho en dirección a Elche.
Por otro lado, todas estas actuaciones destinadas a la mejora de la seguridad vial terminarán con un embellecimiento de la entrada del municipio, con el ajardinamiento y la adecuación de las dos rotondas que se crearán en el tramo, aunque por el momento se desconoce los motivos que se instalarán en cada una de ellas.
Los trabajos no se pararán durante la temporada estival, ya que la intención es que las obras finalicen según las previsiones. Así, por el momento se han habilitado los dos carriles que en futuro servirán de entrada al municipio desde Elche para que circulen los vehículos en ambos sentidos. Éste margen dispone ya acera, que sirve también de carril bici. Mientras, los técnicos continúan las obras continúan en el margen izquierdo.
Miguel Zaragoza explicó que se está preparando ya un proyecto que terminará por desdoblar todo el vial que da entrada al término municipal de Santa Pola, es decir desde donde termina la actuación actual hasta la Vereda de Sendres -en la rotonda de Las Torres-. Con ello, toda la entrada a la villa marinera contará con doble carril para ambos sentidos.
"Ello supone unos 800 ó 900 metros más, hasta llegar al final del término municipal de Santa Pola", explicó Zaragoza. No obstante, no se sabe aún cuándo comenzarán esos trabajos.

Fuente de entrada
Las obras de instalación de una fuente a la entrada de la localidad, frente al cuartel de la Guardia Civil, están ya a punto de concluir. El primer edil destacó el motivo elegido para el centro, la Rosa de los Vientos, que tiene una gran relación con Santa Pola, por su tradición marinera.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
anteriorsiguiente