06 de febrero de 2020
06.02.2020

Educación volverá a licitar el colegio Bracal de Muro por los retrasos de la actual constructora

Ayuntamiento y comunidad educativa temen que el proceso se eternice en caso de recursos judiciales

05.02.2020 | 23:20
Las obras apenas han avanzado en cinco meses.

La Conselleria de Educación ha decidido rescindir el contrato con la empresa constructora del nuevo colegio Bracal de Muro y acometer una nueva licitación. La decisión se ha adoptado como consecuencia de los retrasos en las obras y, según los plazos que maneja el departamento autonómico, implicará una nueva demora de seis meses. Sin embargo, tanto el Ayuntamiento como la comunidad educativa temen que el proceso pueda eternizarse en el caso probable de que se presenten recursos judiciales. Desde el AMPA se ha convocado para mañana viernes una concentración para expresar el hartazgo existente en el municipio tras 12 años de esperas y barracones.

Se las prometía felices la comunidad educativa del colegio Bracal cuando el pasado mes de septiembre, tras 12 años de reivindicaciones, daban comienzo las obras de construcción del nuevo centro. Pues bien, la felicidad ha sido más bien efímera, toda vez que apenas cinco meses después la Conselleria de Educación ha decidido rescindir el contrato con la adjudicataria e iniciar un nuevo proceso de licitación.

Así lo ha comunicado el director general de Infraestructuras Educativas, Víctor García, justificando la decisión en que en este tiempo la constructora sólo ha ejecutado 55.000 euros del presupuesto de 5 millones, limitándose al movimiento de tierras y a la instalación de una caseta de obras. La empresa, tal y como ya había informado este diario, estaba solicitando una modificación del proyecto en materia de cimentación y estructura, lo cual no ha sido admitido por los técnicos de la Conselleria.

Con todo ello, García ha informado que se van a iniciar de inmediato tanto el expediente de rescisión de contrato como el de licitación, al objeto de agilizar al máximo los plazos y que en seis meses puedan reanudarse de nuevo los trabajos.

Desde el Ayuntamiento y la comunidad educativa, sin embargo, desconfían de estas previsiones. Según ha señalado a este diario el alcalde del municipio, Gabriel Tomás, «nos da miedo que el asunto se judicialice y acabe eternizándose, pese a que desde la Conselleria se muestren optimistas. Queremos confiar en los plazos que nos dan, pero lo cogemos con pinzas, porque la realidad es que llevamos 12 años en los que ha pasado de todo con este proyecto y la gente ya está muy cansada».

Concentración


Una prueba de ello es que por parte de la AMPA ya se ha convocado para este próximo viernes por la tarde una concentración en la plaza Matzem, en la que se pretende mostrar el hartazgo existente en el municipio después de tanto tiempo de promesas incumplidas y frustraciones.

Paralelamente, también está prevista una reunión extraordinaria del consejo escolar del colegio, así como la celebración de una comisión informativa de seguimiento en el Ayuntamiento. El alcalde ha subrayado que «vamos a estar siempre al lado de los padres en este asunto y los vamos a apoyar en todo lo que haga falta».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
anteriorsiguiente
Lo último Lo más leído