28 de noviembre de 2019
28.11.2019
Alcoy

Los continuos cambios de convenio atascan el regreso de la capitanía de la Guardia Civil a Alcoy

Interior ya ha modificado el contenido del acuerdo en tres ocasiones desde que el pasado mes de marzo fuese aprobado por el Ayuntamiento

27.11.2019 | 22:36
Los continuos cambios de convenio atascan el regreso de la capitanía de la Guardia Civil a Alcoy

Las continuas modificaciones en el convenio entre el Ayuntamiento y el Ministerio de Interior mantienen bloqueado el regreso de la capitanía de la Guardia Civil a Alcoy. El departamento gubernamental ya ha introducido cambios en el acuerdo en tres ocasiones desde que el pasado mes de marzo fuese aprobado por el Consistorio, lo que también ha imposibilitado acometer las obras de mejora del cuartel.

Fue en marzo cuando la junta de gobierno local aprobaba el convenio que tenía que servir para que la capitanía de la Guardia Civil, actualmente en Ibi, regresara a Alcoy. El acuerdo establecía una dotación por parte de las arcas municipales de 50.000 euros para adecuar el cuartel, habida cuenta que se ampliarán los servicios prestados por la intervención de armas, así como los administrativos. La previsión era que la firma se formalizase en abril, pero el tiempo ha ido pasando sin ninguna novedad al respecto.

El concejal de Seguridad, Raül Llopis, explica que este retraso ha venido propiciado por las continuas modificaciones, hasta tres, plenteadas por el Minsiterio de Interior en el contenido del convenio. «Hemos tenido que pasar los cambios por los servicios jurídicos, y todo ello ha ido demorando la operación», subraya.

Con todo, desde el gobierno municipal señalan que el documento definitivo está prácticamente ultimado, «con lo que en breve habrá novedades y podremos consumar la operación».

Críticas del PP


Sea como fuere, lo cierto es que esta demora ha propiciado las críticas del PP. Según ha señalado el concejal Kiko Cantó, «nos encontramos ante un nuevo caso de anuncio que acaba en retraso y decepción». El edil popular destaca que ocho meses después de que se informase de la aprobación, «el convenio sigue sobre la mesa y los trabajos de mejora del cuartel no han pasado de ser una mera declaración de intenciones».

Kiko Cantó lamenta que la ciudad tenga «un gobierno que dice lo que va a hacer pero no hace lo que dice. No se entiende el anuncio de la firma inminente de un convenio que todavía tenía que ser corregido y aprobado por la otra parte».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
anteriorsiguiente