06 de mayo de 2019
06.05.2019

La diversión y el buen ambiente invaden las calles

Festeros y público participan en una multitudinaria fiesta que ocupa el centro de la ciudad. El flashmob de los Samaritas se convierte en una cita ineludible

05.05.2019 | 23:27
La diversión y el buen ambiente invaden las calles
Multitud de personas, entre ellas las damas del alférez moro, en el popular flashmob.

La diversión y el buen ambiente marcaron la jornada en la que Alcoy rindió culto a su patrón. Las calles albergaron una multitudinaria celebración con festeros interactuando con el público y lanzando regalos a su paso. El flashmob de la Asociación Cultural Samarita es ya todo un clásico de la jornada y cada año congrega más gente.

El Día de San Jorge empezó con los niños como protagonistas de la Segunda Diana y la tradicional Procesión de la Reliquia. Pero tras la seriedad de los actos oficiales la gente tomó las céntricas calles del municipio para disfrutar de una divertida jornada en la que la diversión estuvo garantizada desde el minuto cero.

Algunas filaes, acompañados por bandas de música, realizaron desenfadados pasacalles, animando al público a participar. Los pasodobles se fusionaron con música de todo tipo y la Plaça de Dins, la calle San Lorenzo y la avenida del País Valencià se volvieron en zonas prácticamente intransitables hasta la hora de comer.

Pero sin duda, uno de los momentos más esperados fue el popular flashmob de la Asociación Cultural Samarita delante del parque del Parterre. Una actividad al margen de la programación oficial que se ha consolidado y que edición tras edición congrega a un mayor número tanto de participantes como de público.

En cada ocasión, la entidad dedica la coreografía a un cantante y meses antes la cuelga en las redes sociales para que el Día de San Jorge todo el mundo la conozca y pueda bailarla. En este caso, Queen fue el protagonista y el «culpable» de que multitud de personas bailasen a su ritmo.

El buen tiempo fue un ingrediente fundamental para que la gente saliese de forma masiva a la calle a disfrutar de una de las jornadas más destacadas de las Fiestas de Moros y Cristianos. Tanto es así que no sólo el centro de la ciudad contó un espectacular ambiente, sino que la renovada zona comercial y de ocio de Cervantes registró gran afluencia de personas tanto por la mañana como por la tarde.

Dicha área este año cuenta, además de con más de 80 puestos de venta ambulante y con una amplia oferta, con Food Trucks y una caravana cervecería que está resultando todo un atractivo, al igual que la zona infantil con hinchables que hay justo en frente.

El recinto ferial, situado desde hace años en el barrio del Viaducto, es otro de los puntos estrella para quienes quieren escapar un poco de los actos oficiales de las Fiestas, así como la zona «Tapa i Festa» está llenando estos días el emblemático parque de la Glorieta. Es precisamente en dicho punto donde la amplia oferta gastronómica y la música garantizan el buen ambiente, máxime en horas puntas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
anteriorsiguiente