11 de enero de 2019
11.01.2019
EN DIRECTO
Alcoy

Demolición para una casa en ruinas y con okupas

El Ayuntamiento insta al dueño de un inmueble del casco antiguo a actuar mientras Cs pide medidas de protección

10.01.2019 | 23:47
Demolición para una casa en ruinas y con okupas

El Ayuntamiento de Alcoy ha exigido al propietario de un edificio situado en la calle Pintor Casaova, en pleno casco antiguo, que proceda a su rehabilitación o derribo inmediato ante su importante nivel de deterioro. Se trata de un inmueble que ha sido declarado en ruina por parte del Consistorio, y que registra de forma asidua la presencia de okupas. El grupo municipal de Ciudadanos ha alertado sobre esta situación, al tiempo que reclama al gobierno municipal que adopte medidas de protección para evitar riesgos.

Maribel Sánchez, concejal de Ciudadanos, ha denunciado el «estado ruinoso» que presenta un edificio de dos plantas situado en la intersección de las calles Sant Blai y Pintor Casanova, justo en el que se pintó un gran mural coincidiendo con la celebración de la Llum de les Imatges en la ciudad.

Tras recordar que tiempo atrás el inmmueble fue vallado en su totalidad, señala que en estos momentos la mayoría de las protecciones han desaparecido y la zona más próxima al inmueble se ha cionvertido en un vertedero ilegal. Además, la puerta de acceso a la calle Sant Blai ya no existe. Es por ello por lo que pide al gobierno municipal «que tome las medidas necesarias y estudie la mejor solución para el peligro que representa y la mala imagen que da».

Por su parte, el concejal de Territorio, Manolo Gomicia, ha destacado que las protecciones que se implantan de forma periódica «siempre acaban reventadas y con gente accediendo al interior de la casa». En este sentido, destaca que el Ayuntamiento, pese a que no presenta riesgo de hundimiento inminente, ha declarado la ruina del inmueble para forzar al propietario a rehabilitarlo o, en su defecto, a derribarlo, aunque redactando una propuesta para levantar una nueva casa en su lugar, tal y como establece la normativa del casco antiguo. El problema añadido es que el dueño reside en el extranjero, y hay dificultades para localizarlo. De persistir la situación, ha añadido el edil, el Ayuntamiento actuará de forma subsidiaria.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
anteriorsiguiente