24 de agosto de 2017
24.08.2017

El Ayuntamiento de Muro licita la reparación de la cubierta del polideportivo

El edificio tiene goteras desde que instalaron las placas solares, por lo que reclamarán el coste de la actuación a la empresa

23.08.2017 | 23:39
Imagen captada ayer del exterior del polideportivo del municipio.

El Ayuntamiento de Muro ha sacado a concurso la reparación de la cubierta del polideportivo, la cual presenta goteras desde que instalaron las placas solares. El equipo de gobierno ha decidido actuar de forma subsidiaria y continuará reclamando a la empresa que las colocó que asuma el coste de las mejoras.

La cubierta del polideportivo de Muro presenta goteras desde hace seis años. Dicho problema surgió después de que el Ayuntamiento concediese a una empresa la instalación de placas solares, según ha explicado el edil de Deportes, Enrique Pascual.

Esta situación provoca que las instalaciones no se puedan utilizar por los deportistas de la población cuando llueve, «ni siquiera durante varios días después, ya que el agua se embalsa y continúa cayendo a pesar de que la lluvia haya cesado», ha insistido el edil.

Según informaron los técnicos al gobierno local, «la culpa es de la empresa y por eso nosotros le hemos exigido en numerosas ocasiones que asuma la reparación de la cubierta». No obstante, ante la negativa de ésta, el Ayuntamiento ha optado por actuar de forma subsidiaria, sacando a concurso la adjudicación de los trabajos con un presupuesto base de 108.100 euros.

Enrique Pascual ha explicado que la actuación consistirá en la retirada de las placas solares, «colocarán una cubierta encima de la existente y volverán a colocar las placas». El plazo para que las empresas interesadas presenten sus propuestas finaliza el 11 de septiembre y la ejecución de las obras durará aproximadamente tres meses, tal y como reza en el Boletín Oficial de la Provincia (BOP).

No obstante, el responsable del área de Deportes ha manifestado que «vamos a continuar reclamando a la empresa que instaló las placas que se haga cargo de los desperfectos que causó», así como que están dispuestos a llegar a juicio.

El equipo de gobierno ha esperado durante años, pero «ya no podemos más, esto repercute en los deportistas de la población, que no disponen de instalaciones cuando llueve porque tenemos un polideportivo que se queda prácticamente inservible».

La decisión de asumir la reparación de la cubierta y exigir después su coste supondrá que el desembolso recaiga, inicialmente, en las arcas municipales.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
anteriorsiguiente