24 de noviembre de 2011
24.11.2011
Tibi

Los destrozos en la ermita obligarán a hacer una misa de campaña en la romería

El propietario se ha comprometido a reparar los daños del acto vandálico para el año que viene

24.09.2011 | 02:00
Los vándalos destrozaron el interior de la ermita y la masía.

La romería a La Pedrera de Tibi se desarrollará como todos los año. Sin embargo, la eucaristía, como consecuencia de los destrozos causados por unos desconocidos a mediados de agosto, no se podrá celebrar dentro de la ermita. Es por ello que el Ayuntamiento ya ha previsto que se haga fuera, "al aire libre", según ha explicado el alcalde de la localidad, Juan José Ballester.
Hace poco más de un mes uno de los trabajadores de la finca La Pedrera, situada a pocos kilómetros de Tibi, alertaba de que habían entrado en la propiedad provocando graves destrozos.
Se desconoce quién o quiénes pudieron ser los autores de los hechos, pero lo cierto es que el inmueble presenta importantes daños que no pueden ser reparados de un día para otro.
En concreto, los vándalos rompieron las puertas interiores y todos los cristales de las ventanas, así como los pocos muebles que habían, el horno y los sanitarios. Además, entraron en la ermita, arrasando todo a su paso: desde los bancos, partiéndoles las patas, pasando por las imágenes que habían colgadas en las paredes.
La figura del niño Jesús sufrió amputaciones en extremidades y cabeza, destrozaron la urna en la que se encontraban unas piedras relacionadas con el milagro del Nostre Senyor Trobat -como le denominan los tiberos-, rajaron un tapiz e, incluso, descolgaron una cruz y la pusieron del revés.
A pesar de que La Pedrera es una finca privada, su propietario cede las instalaciones a los vecinos de Tibi año tras año para que puedan celebrar la romería, que en esta ocasión será el 26 de noviembre.
Estos festejos se desarrollan en honor al Nostre Senyor Trobat, tal y como lo conocen los tiberos; una reliquia que fue robada de la iglesia de Onil en 1824 y que, posteriormente, fue hallada en la ermita de La Pedrera. De ahí que els colivencs le llamen el Nostre Senyor Robat.
Precisamente por la cercanía de estos festejos, los actos vandálicos preocuparon en gran medida a los vecinos de Tibi. Y es que, ya en su día, cuando sucedieron los hechos, el alcalde aseguró que se tenía que reunir con el propietario para concretar cómo solventar tan lamentable incidente.
Ahora, apenas un mes después, Juan José Ballester ha indicado que el dueño tiene pensado reparar todos los desperfectos y restaurar las imágenes dañadas, pero que, evidentemente, no disponen del tiempo suficiente para que este año quede todo listo.
Por ello, desde el Ayuntamiento han llegado a la conclusión de que "la romería a La Pedrera se desarrollará como tradicionalmente se ha hecho", pero con un matiz: "la misa se ofrecerá frente a la ermita, al aire libre". Las sillas correrán a cargo del consistorio y y se podrá disfrutar de las actividades habituales.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
anteriorsiguiente
Enlaces recomendados: Premios Cine