24 de marzo de 2020
24.03.2020
Información

Sant Joan organiza grupos de voluntarios para hacer mascarillas y ayudar a ancianos

El Ayuntamiento entrega menús de comida de un restaurante local a una decena de niños en riesgo de exclusión social

24.03.2020 | 20:39

Sant Joan d'Alacant está organizando una red de voluntarios para ayudar en distintas tareas que puedan ser útiles a quienes más lo necesitan en esta crisis por la expansión del coronavirus. El alcalde, Jaime Albero, explica que a través de la concejalía de Participación Ciudadana que dirige Javier Sánchez y de Sanidad de Julia Parra, se está organizando una red de vecinos para fabricar las escasas y necesarias mascarillas

Muchos de estos voluntarios proceden del mundo de las fiestas y también hay profesionales de la costura que ponen su trabajo al servicio de la solidaridad. 

El alcalde explica que es el propio Hospital de San Juan el que provee el material y la tela específica para que los voluntarios cosan las protecciónes. Además, en el Hospital la Policía Local ha comenzado a realizar una reorganización del tráfico de entrada y salida en previsión de posibles aglomeraciones, que por ahora no se están produciendo. 

Familias con escasos recursos
El Ayuntamiento también está atendiendo las necesidades de una quincena de familias del municipio que tienen especiales necesidades por riesgo de exclusión social, especiamente con la manutención. Y además de los 60 euros que va a entregar la Generalitat está disponiendo para los niños que tienen becado el comedor escolar, el consistorio ha contratado con un restaurante local un menú diario "para que estas familias tengan un refuerzo". 

Otro de los grupos se dirige a la ayuda a las personas más vulnerables, llevándoles la compra y realizando recados para ellos, como acudir a la farmacia. Con Cruz Roja el Ayuntamiento mantiene una colaboración para llevar alimentos a las personas más vulnerables. 

Servicios municipales
El edificio consistorial se mantiene cerrado y la mitad de la plantilla, compuesta por 160 empleados, está teletrabajando y se atiende a los ciudadanos a través del teléfono. Aunque el primer edil reconoce que todavía hay incidencias en los desvíos telefónicos y no todos están funcionando al máximo de su capacidad. 

Mientras que la Policía Local se ha organizado en tres turnos para dar servicio a la población. Uno de los turnos permanece de guardia pero en casa durante 14 días, para evitar que un posible contagio merme la plantilla.

Se mantiene activo el servicio de limpieza que realiza baldeos intensivos para la desinfección. Y el alcalde explica que también se ha pedido un refuerzo a la empresa que realiza el control de plagas en la Mancomunidad de l'Alacantí, Lokímica, "para hacer los alrededores de las residencias de ancianos".

Siguen activos además de los servicios de limpieza la brigada de mantenimiento y los operarios de jardinería.

El Ayuntamiento ha recibido de la Diputación una ayuda de 37.000 euros para hacer frente a los gastos que pueda suponer la lucha contra el covid-19 y el alcalde advierte de que será necesario echar mano de parte del remanente de tesorería de 5 millones de euros para los proyectos de reactivación de la economía local cuando pase la crisis. 

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído