Consejos

¿Qué hacer si nos roban o perdemos el ´smartphone´?

La compañía de informática Kaspersky establece varias pautas para minimizar los riesgos de perder el móvil

27.07.2013 | 01:30
En verano aumenta el riesgo de perder el móvil.
En verano aumenta el riesgo de perder el móvil.

Sigue estos consejos:

  • Vigilancia constante:
    No pierdas de vista tu teléfono ni lo dejes donde pueda ser sustraído.
  • Código de bloqueo:
    Bloquéalo con un código PIN o un patrón de desbloqueo más complejo.
  • Pasaporte del teléfono:
    Apunta los detalles importantes del dispositivo (número de teléfono, código IMEI, número de la tarjeta SIM, etc.).
  • Geolocalización:
    'Si el móvil robado tiene un software de protección instalado, enviar un mensaje o llamar para localizarlo.
  • Borrado de datos: En caso de robo, eliminar el contenido de forma remota y bloquear la tarjeta SIM.
  • Policía: Avisar a la policía del robo y aportar los datos del pasaporte del móvil robado.

Los laboratorios de Kaspersky han presentado una serie de advertencias y recomendaciones para minimizar los daños que pueda acarrear el robo de un ´smartphone´. Según la compañía de seguridad informática, en 2012 se presentaron 280.000 denuncias de móviles robados o perdidos durante el periodo vacacional.

En verano, los dueños utilizan los móviles con más frecuencia para charlar, chatear desde una terraza o entrar en las redes sociales. Esto puede provocar que el propietario se relaje un segundo y que el ´smartphone´ desaparezca. Si no estuviera protegido, cualquier desconocido podría acceder a información privada, por lo que es aconsejable establecer medidas preventivas para que el riesgo de perder el teléfono sea el menor posible.

Por ello, Kasperski Lab ha elaborado varios consejos para proteger los datos personales del usuario en caso de robo. La empresa recomienda vigilar el ´smartphone´ constantemente, bloquearlo con un código PIN o un patrón de desbloqueo y utilizar soluciones de seguridad.

Además, la compañía aconseja crear un pasaporte teléfono móvil. Esto consiste en anotar todos los detalles importantes del dispositivo, como el contacto del operador, el número de teléfono, el código IMEI de 15 dígitos y el número de la tarjeta SIM.

Para aquellos que ya hayan perdido el ´smartphone´, los investigadores de Kaspersky ya han establecido un "plan de emergencia". En caso de robo, el usuario tendría que llamar a su teléfono desde otro dispositivo. Si el móvil robado tuviera un software de protección instalado, sería posible "geolocalizarlo" enviando un mensaje.

La compañía de informática también recomienda borrar el contenido de forma remota si fuera necesario, así como bloquear la tarjeta SIM inmediatamente. Si se trata de un robo, el usuario ha de advertir a la policía del incidente, llevando todos los datos del móvil en el pasaporte.

Enlaces recomendados: Premios Cine